Facebook Twitter RSS Reset

Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional

Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional
Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional

Estimados, en el dia de hoy la Universidad Nacional de Quilmes (UNQUI) ha difundido el siguiente E-mail con el exclusivo propósito de engañar y atemorizar a todos los estudiantes de la institucion. A continuacion el E-mail:

Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional

Estimados estudiantes,

De cara a este tiempo previo al balotaje del 22 de noviembre y ante la necesidad de defender y profundizar las conquistas logradas en la última década, como integrantes de la comunidad de profesores, investigadores, estudiantes, graduados, becarios y personal administrativo y de servicios de la Universidad Nacional de Quilmes, consideramos necesario manifestar públicamente nuestra posición sobre las perspectivas de país que se abren para los próximos cuatro años.

Suscribimos las opiniones vertidas en documentos y solicitadas emitidos por otras universidades nacionales e instituciones educativas y de investigación como el CIN o el CONICET acerca de la defensa del derecho a la educación pública, inclusiva y de calidad como política de Estado.

No es casual que nos encontremos aunando voces frente al escenario nacional, cuando sabemos que la universidad debe pensarse en función de un proyecto de país. Y sabemos también que, desde el año 2003, la Universidad Nacional de Quilmes, como otras tantas universidades nacionales, ha podido crecer continuadamente debido a una clara y sostenida política pública orientada a fortalecer programas de calidad y de inclusión para la educación superior.

Desde la situación particular de nuestra universidad consideramos central, primero, que podamos debatir entre todos y todas qué implican los modelos en juego en estas elecciones para nuestra realidad concreta y cotidiana, y segundo, difundir información necesaria y esclarecedora para tener en cuenta en ese debate. El presupuesto aprobado por año en la UNQ en 2004 fue de 20.220.561, en 2008 de 74.768.096, en 2012 fueron 251.966.654 y en 2014 fueron 509.405.487 de pesos los que se invirtieron.

Año – Presupuesto anual

2004: 20.220.561

2008: 74.768.096

2012: 251.966.654

2014: 509.405.487

Esto permitió que nuestra universidad creciera, acompasadamente con el sistema universitario nacional, en una dirección no de acumulación para un grupo selecto, sino de desplazamiento paulatino de las históricas fronteras simbólicas que han hecho creer a muchos que las universidades eran para pocos. Desplazamiento que ha logrado democratizar el ingreso a las universidades como nunca antes.

Permitió que se abrieran cursos y sedes universitarias en distintos barrios, localidades y pueblos, para que puedan elegir estudiar personas que se hallaban excluidas –simbólica y materialmente- de esa opción, como en San Francisco Solano, Berazategui, San Fernando, San Antonio de Areco, Capitán Sarmiento y General Belgrano, entre otros.

Permitió que en diez años la evolución de la escala salarial de docentes y de personal administrativo y de servicios fuera de un incremento sostenido año tras año hasta multiplicarse más de cinco veces, todo ello, gracias a una política sistemática de paritarias libres para todos los actores y a la aprobación del Convenio Colectivo de Trabajo para el personal administrativo y de servicios y para el personal docente.

Permitió que las becas para estudiantes fueran un recurso central en las políticas de inclusión, retención y apoyo académico para que vengan a estudiar quienes desean hacerlo, para que puedan quedarse en la universidad, para que terminen sus carreras.

Favoreció y promovió la investigación científica y tecnológica, lo que permitió que nuestros equipos y laboratorios de investigación potencien su trabajo y sus logros, y la formación de nuevos investigadores año tras año, siendo el lugar elegido por muchos científicos para desarrollar su carrera y aportar su conocimiento al país.

Permitió que se erigieran escuelas universitarias como la Escuela Técnica de la UNQ, en Ezpeleta, que ha crecido en los últimos años transformando la realidad de muchas familias de nuestra zona.

Promovió programas de vinculación social y extensión universitaria (cursos, voluntariado, proyectos), así como la participación en actividades de formación de adultos mayores (UPAMI).

Permitió, en el marco de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, la creación del Canal de televisión Universitario y que la UNQ tenga, por primera vez, su propia radio.

Esta dirección está en riesgo, porque sostenerla implica convicciones y políticas que no están previstas en el programa de gobierno de la Alianza Cambiemos que, en su escueta propuesta (disponible en línea) para la universidad, sostiene:

“Volveremos a impulsar la autonomía universitaria, que hoy se encuentra amenazada por la discrecionalidad que ejerce este gobierno en lo relativo a la asignación de recursos con criterios partidistas y de afinidad política, y que trae consigo premiar la obsecuencia y castigar el espíritu crítico y la excelencia”.

Resulta difícil pensar que quienes ven en el crecimiento de nuestra Institución, del Sistema Universitario Nacional y el Sistema de Ciencia y Tecnología de la Nación solo partidismo y obsecuencia, vayan a implementar políticas que garanticen la posibilidad de seguir trabajando con calidad e inclusión, atendiendo a las necesidades locales y regionales, desarrollando investigación de punta y en diálogo permanente con las organizaciones sociales y políticas y los sectores productivos de la región. Todas las universidades nacionales del país se han visto beneficiadas de programas de promoción de la calidad, de mejoramiento de las Ingenierías, de las Ciencias Sociales, de las Económicas, de las Humanidades, entre otros. El Programa Nacional de Becas Bicentenario y el Programa Nacional de Becas Universitarias acompaña a estudiantes de todas las universidades nacionales.

Por eso, estudiantes, docentes, graduados, becarios, investigadores y personal administrativo y de servicios de la Universidad Nacional de Quilmes creemos necesario hacer un llamado a la comunidad y manifestar nuestra posición y nuestra preocupación frente a esta instancia crucial para el futuro político de nuestro país.

En un balotaje, hay dos opciones. El programa de Cambiemos pone en riesgo todo lo construido hasta hoy. Entendemos que la Argentina no es el paraíso. Faltan muchas cosas por hacer y mejorar. Entre otras cosas, las Universidades podemos contribuir más al desarrollo del aparato productivo aportando innovación y transferencia de tecnología, y las políticas que lo garanticen las debemos exigir y además contribuir a lograrlas. Tenemos que hacerlo con humildad y con verdadero espíritu de servicio, pero cuidando lo bueno que hemos logrado. Si queremos avanzar en la misma dirección, no podemos comenzar caminando en la dirección contraria

En estas elecciones, llamamos a la comunidad a votar en defensa de la de la Educación Pública, de la Universidad Pública, de las políticas activas de promoción de la Ciencia y la Tecnología, para construir una sociedad cada vez más inclusiva, justa y democrática.

Departamento de Economía y Administración.

Universidad Nacional de Quilmes.

Roque Sáenz Peña 352, Bernal.

(5411) 4365-7100 interno 5957

Oficina 111-113

Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional



Jamas pense que esta Universidad haga esto, es una muestra de Fascismo!!

DA VERGUENZA!!!!!

Engañar a la gente! después de la destrucción y miseria en la que vivimos, mentirnos en la cara, que vamos a perder todo!!

Es obvio que tienen miedo, les llega el final. Es por eso que les pido que difundan este post. No den el brazo a torcer por favor!!!

Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional

Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional

YO VOY POR EL CAMBIO!!! Y NADIE NI NADA ME HARÁ CAMBIAR MI DECISIÓN

Universidad de Quilmes, desde hoy, la Verguenza Nacional

No comments yet.

Leave a Comment