Facebook Twitter RSS Reset

Un secreto matemático ayudó a Chile en los penales



Un estudio científico reveló cuál es la clave para imponerse en las definiciones desde los 12 pasos.

En el 60% de las ocasiones que dos equipos definen un partido por penales, el ganador será el que empiece pateando el primer disparo, de acuerdo con una investigación del profesor de Economía de la London School of Economics Ignacio Palacios-Huerta y el departamento de Economía de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona José Apesteguí.



Un secreto matemático ayudó a Chile en los penales

El estudio reveló que quien comienza la tanda, tiene un 21 por ciento más de probabilidades de ganar el partido que su rival, porcentaje que varía entre el 24% de los encuentros internacionales y el 17% de los nacionales.

Para llegar a esta conclusión se analizaron 269 tandas de penales, lo que supone en total 2.820 disparos, entre los años 1970 y 2008. “La moneda también juega su partido, ya que la elección de qué equipo empieza a tirar los penales determina el resultado final”, explicaron los científicos.

El domingo en la definición de la Copa América Centenario, el árbitro sorteó primero el arco y luego les dio a elegir a los capitanes Lionel Messi y Claudio Bravo una cara de la moneda para decidir quién pateaba primero.



Un secreto matemático ayudó a Chile en los penales

El arquero chileno resultó ganador en el sorteo y optó por comenzar ejecutando, dejando que fuera Sergio Romero el arquero que atajara en la primera ejecución. Chile ganó por 4 a 2.

Sin embargo, dos científicos plantearon una solución para que no sea la fortuna la que defina estas instancias. Steven Brams, de la Universidad de Nueva York, y Mehmet Ismail de la Universidad de Maastricht, crearon la regla “Catch-Up Rule”, que permitiría despojar a los equipos de esta ventaja estadística.

Este método consiste en lo siguiente: si ambos equipos o bien anotan un gol o bien no lo hacen, el equipo que pateó primero en esa ronda tiene que patear segundo en la ronda siguiente y así sucesivamente.

No comments yet.

Leave a Comment