Facebook Twitter RSS Reset

Tanta maldad, tanto desprecio de parte de CFK es doloroso.

Hasta el último minuto de su mandato la Presidente trata, usando todos los recursos de que dispone de entorpecer a la futura administración y debilitarla, sin reparar que al hacerlo nos está perjudicando a todos en su beneficio personal.

Sabe que hay grupos de choque como Quebracho, y grupos de protesta liderados por Bonafini mas algunos miembros de La Cámpora (no todos sino los más incultos) que tratarán de arruinar un momento importante para la república que es el traspaso del mando. Han logrado generar que una fiesta de todo el pueblo mirando a un nuevo Presidente recorrer el tradicional paseo de mando desde el Congreso a la sede del Poder Ejecutivo que es la Casa de Gobierno se transforme por primera vez en el país de una respetuosa bienvenida en un peligroso foco de disturbios y conflictos.

La Señora Fernández de Kirchner lo sabe muy bien y a pesar de ello insiste en obligar al nuevo Presidente a cancelar ese recorrido triunfal que tanto ella como su marido disfrutaron e hicieron disfrutar a sus seguidores.

No ha sido éste el menor de sus actos egoístas: en los últimos días de gestión, cuando en beneficio de todos nosotros y de la imagen del país ante el mundo se ha burlado de su sucesor recibiéndolo solamente unos minutos y afirmado que la entrevista fue corta porque ¨tuvo que irse al baño¨, un comentario que es impropio de un Jefe de estado, incluyendo a los bolivarianos que hasta ellos la superan en dignidad.

Ha intentado y logrado con las peores artes que sus diputados aprobaran a libro cerrado 92 leyes que solamente benefician a su partido y a su familia, es decir se ha burlado en la cara del pueblo una vez más.

Sin ninguna necesidad, otra que perjudicar a su sucesor y en consecuencia a todos aumentó el gasto de este año en $ 130.000 millones de pesos descomunal incremento para la totalidad de los Ministerios y organismos públicos. Lo ha hecho 9 días de dejar la Casa Rosada.

Por esta orden el déficit fiscal de este año llega a $ 220.000 millones, récord histórico (casi 7% PBI) y habrá nuevas ampliaciones.

En una semana decidió obedecer a la Corte sobre algo que desobedeció desde 2006 y devolver a las Provincias impuestos de los que se apropió, dejando a la nueva administración otro inesperado y enorme problema, ya que no tendrá forma de acomodar los recursos.

En 9 días incorporó según sus propias afirmaciones más de 10.000 nuevos empleados públicos, con lo cual le instala problemas gremiales a la nueva administración.

Sus ministros tuvieron que desobedecerla para poder informar a sus sucesores como dejan las cosas, y lo hacen para protegerse a sí mismos ya que de no haber actuado de esa forma podrían ser acusados y condenados sin dudar por ¨incumplimiento de funciones públicas¨

Ha logrado que la nueva administración esté condicionada en extremo por una gran parte de la sociedad que no ha internalizado, que no comprende la real magnitud de los desequilibrios económicos que dejan, porque fue ahogada con la propaganda oficial hasta el último día de su mandato, propaganda que seguirá hasta donde los recursos financieros les permitan mantener el relato.

Esa gran masa de población ha sido acostumbrada a una fuerte intervención estatal en la economía, ha sido anestesiada a fuerza de subsidios y promesas constantes y vacías, lo que obligará a avanzar con delicadeza para evitar un rápido deterioro de las expectativas.

Estamos frente a un espectáculo degradante de desprecio no ya por las instituciones sino por el pueblo mismo a quien se lo quiere hacer sufrir para recuperar protagonismo y poder.

Como puede existir gente tan mala, y tan desaprensiva es algo que solamente la psicología puede explicar y nosotros padecer.

No comments yet.

Leave a Comment