Facebook Twitter RSS Reset

Sobreviviendo en Europa del Este II

Sobreviviendo en Europa del Este IIGIF











La iglesia ortodoxa rumana ganó 85 millones de euros en 2011 mientras un tercio de los ancianos sobreviven con 50 euros al mes

La Iglesia Ortodoxa Rumana tuvo un beneficio de 85 millones de euros el pasado año 2011, el año en el que tuvieron lugar los brutales recortes a funcionarios y pensionistas y de la dramática reducción del presupuesto destinado a la educación o la sanidad por parte del gobierno de Rumania.

Sobreviviendo en Europa del Este IILa iglesia Ortodoxa tuvo un beneficio de 85 mill de euros en 2011

En Rumanía el 32,2% de los ancianos viven por debajo del limite 

de la pobreza con pensiones menores de 200 lei.

¿Te parece correcto? !A mi no!

Mientras tanto, el 32,2% de los ancianos del pais sobreviven con pensiones por debajo de los 200 lei (50 euros).

En la Rumania actual, donde hay mas de3 millones de trabajadores que fueron obligados a huir del páis para poder trabajar (tras la destrucción, en dos décadas de capitalismo salvaje, de 4 millones de puestos de trabajo  de los mas de 8 que la potente industria y agricultura rumana ofrecían a los rumanosen 1989 ), sin embargo se construyen, según las estadísticas, dos iglesias por dia.

Además de la vergonzosa situación de los pensionistas rumanos, que como hemos dicho sobreviven con menos de 200 lei por mes, en la Rumanía de hoy el 25% de los trabajadores recibe mensualmente a cambio de su fuerza de trabajo menos de 160 euros al mes, y el 60% tienen que llegar a final de mes con menos de  350 euros brutos, según recientes datos publicados por el Ministerio de Trabajo.

Por otro lado, Rumania es el pais que menos porcentaje de su PIB destina a educación, mientras del presupuesto público salen los salarios de los sacerdotes y la mayor parte de financiación de la construcción y mantenimiento de iglesias y su jerarquia. Y es que la tirania del mercado, como todos los regímenes totalitarios, también prefiere que sus esclavos sean incultos y, por lo tanto, creyentes en la iglesia (lo que no quiere decir, aunque se intente identificar una cosa con otra a pesar de ser normalmente contradictorias, que realmente tengan fe en un dios o, incluso, conozcan, aunque sea superficialmente, su doctrina).  

Curiosamente, el dantesco escenario en el que ha tenido que vivir la clase trabajadora rumana durante los últimos 22 años de “paraiso capitalista” coincide con la marcha viento en popa de la iglesia ortodoxa que, además de la enorme financiación recibida de parte del estado rumano, de chupar la sangre a los crédulos creyentes y de otros negocios mas o menos sucios, ahora pretende elevar junto a la Casa del Pueblo de Bucarest, construida durante los últimos años del Socialismo y tan criticada por los medios de propaganda del régimen, una nueva catedral, tan grande como el edificio comunista, con un coste (mayoritariamente pagado por el presupuesto público, es decir, por todos los rumanos) de 400 millones de euros .

Sobreviviendo en Europa del Este IITop de paises europeos en función de su presupuesto en Sanidad (2009): Rumanía ocupa el último lugar.

 Por supuesto que los medios de manipulación masiva no dicen ni mú ante el dispendio, como tampoco dicen apenas nada del contraste entre el lujo de la iglesia ortodoxa rumana mientras millones de rumanos viven lejos de su casa y su familia porque su pais no les ofrece ya un puesto de trabajo, y de que los que se han quedado tienen que llegar a fin de mes, si es que llegan, haciendo malabarismos, eso sí, milagrosos. 

Tampoco parece importarles a los medios de propaganda capitalistas, tan anticomunistas ellos y tan defensores acerrimos del régimen que ha provocado el caos actual, un verdadero genocidio social, que un tercio de los pensionistas tengan que pedir por las calles de la ciudad para poder pagar la calefacción de su casa o algo de comida, mientras, eso si, como dios (y las multinacionales) mandan, van obedientemente a la iglesia y, de paso, dejan algo en el cepillo.

Y es que, como sucede también con la Iglesia Católica, otro claro ejemplo de adoración al becerro de oro bajo la fachada de ser la verdadera iglesia de Cristo, las torres de los templos ortodoxos de Rumania son, como lo son y siempre lo fueron todas las torres de cualquier iglesia, el verdadero símbolo del poder de la aristocracia y la burguesia y del sometimiento de la clase trabajadora a sus intereses, ademas de constatar la certera fórmula que viene a decir que a mas poder y riqueza de la iglesia oficial de un pueblo, mas sometido y dominado estará este.











No comments yet.

Leave a Comment