Facebook Twitter RSS Reset

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos


Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejosGIF

¿Te gusta mucho ir de tiendas? Entonces seguro que ya has sufrido más de una vez ese momento en el que te pruebas en casa la camiseta que te acabas de comprar y, curiosamente, la prenda ya no te queda tan bien como en la tienda. La culpa la tienen los espejos de los probadores, como nos ha demostrado una redactora del portal ruso AdMe a través de un experimento que se ha hecho viral.

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
Inna, así se llama la redactora de AdMe que decidió demostrar lo que todos pensábamos: algunos probadores de las tiendas parecen tener Photoshop integrado porque la camiseta que nos estamos probando parece otra cuando nos la volvemos a poner en casa. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
Y para demostrarlo decidió fotografiarse con la misma ropa en 13 probadores de diferentes tiendas famosas, como Zara, H&M o Mango. “Parece que estamos en una especie de laberinto de espejos, y en cualquier momento por el lado izquierdo del reflejo aparecerá un asesino. ¿Acaso estará detrás de ese gran cárdigan rebajado? En cualquier caso, esto no es tan terrible como luce mi cara con esta iluminación tan contrastante”, escribió la redactora. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“Éste es un probador respetable. No es demasiado bueno, pero tampoco es malo. Hay suficiente luz, mucho espacio para colocar tus cosas y el reflejo del espejo no te incomoda. Compraré aquí cuando tengan rebajas”, dijo Inna sobre los probadores de H&M. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“Me gusta cómo luce mi reflejo en este espejo. Me agrada la luz porque no me molesta la vista e ilumina suavemente mis hombros. Creo que compraré algunas prendas de aquí”, señaló la protagonista tras analizar el probador de Mango. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
Sin embargo, a nuestra protagonista no le gustó demasiado el probador de Bershka: “El tipo de iluminación de esta tienda hace que me vea rosa. Justo como un cerdito bebé”. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“La iluminación verdosa de este probador crea un ambiente psicodélico, el espejo aumenta las proporciones de mi figura. No me apetece estar aquí más de 5 minutos”. Esto es lo que piensa Inna sobre los probadores que tienen en New Yorker. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
Los de Mexx tampoco le entusiasman demasiado: “Aquí hay muy poco espacio. Es casi como un ataúd. Si tienes claustrofobia, será mejor que te pruebes las prendas fuera. Mi cara pálida en el espejo solo potencia esa sensación. De todas formas, mi figura se ve bastante bien”. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“Estoy casi segura de que los probadores no deberían tener cortinas negras porque todas las prendas oscuras se camuflan con el fondo. Es justo lo que me pasó a mí”, subrayó tras conocer el probador de la tienda rusa Ostin. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
Esto es lo que descubrió Inna tras entrar en el probador de 5karmanov, que también cuenta con cortinas negras: “En el espejo casi no se ve nada que esté por debajo del cinturón porque llevo un pantalón oscuro, que se fusiona con la cortina oscura. Y esto no compensa la falta de iluminación”. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“No es muy grande, pero me siento como si estuviera en casa. La iluminación es suave y no me irrita los ojos. Además, los espejos no transforman mucho la figura”. ¿Tú también opinas lo mismo que ella sobre los probadores de Stradivarius? (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“¡Me quedaría a vivir en este probador! Tiene una iluminación agradable, un espejo chulo y mi reflejo se ve bonito y joven. Justo así me veía en mis mejores años”. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“OMG! ¿De verdad estoy tan gorda? El reflejo de este probador no me gustó nada. Además, no había privacidad porque la puerta no se cerraba bien”. ¡Menuda diferencia con el anterior! (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“Con las cortinas rojas me veo como Superman con su capa y eso me encanta. Además, las prendas se ven con más contrastes, por lo que puedo descubrir rápidamente si me quedan bien”. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
“Extraño probador (se refiere al de Adidas). Casi como una escalera. Particularmente sorprendida por el texto que ocupa gran parte del espejo y que nos quita visión, por lo que es muy difícil saber cómo nos quedan las sudaderas de la última colección si estamos sentados”. (Foto: AdMe).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejos
¿A qué conclusiones ha llegado Inna con su mediático experimento? Básicamente, que la luz es la clave de todo. Si la iluminación viene de arriba y es muy fuerte, lo más probable es que te veas rara. Pero si las luces son verticales y mucho más tenues, te verás más atractiva. Antes de comprar nada, sal del probador y mírate también en los espejos que hay repartidos por la tienda. (Foto: beautysundae).

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejosGIF

Se fotografió en probadores: Resuelve el mito de los espejosGIF

No comments yet.

Leave a Comment