Facebook Twitter RSS Reset

receta del lemonchello

receta para hacer lemonchello

El limoncello es un licor de origen italiano obtenido por la maceración en alcohol de limones. El origen exacto de la bebida es en Sorrento, una ciudad de mar a unos pocos km de Nápoles, en la región de Campania, en el Sur de Italia. Los limones de Sorrento destacan por sus grandes dimensiones, su fuerte color amarillo y su sabor muy intenso.

El limoncello se suele tomar al final de una comida, como digestivo, aunque últimamente se está difundiendo como un tipo de bebida para tomar en las fiestas, en forma de chupito. Es importante consumir el limoncello muy frío tras haberlo dejado unas cuantas horas en un congelador, ya que sus 25 grados de alcohol no dejan helarla..

Reúne con unos cuantos limones los cuáles deberás lavar muy bien. Luego hace falta pelar de manera fina las cáscaras de limón cortando únicamente la parte amarilla del limón que es la más dulce de todo el cítrico.

En un recipiente grande coloca las cáscaras de limón y el alcohol. Tapa de manera hermética y guarda en un lugar fresco en el que reciba poca luz.

Tras haber mezclado todo el conjunto es importante dejar macerar las cáscaras en el alcohol de 10 a 14 días. El resultado de este proceso de maceración tiene que ser un líquido alcohólico pintado de amarillo y las cáscaras deben haber perdido su color.

El siguiente paso será de colocar al fuego un recipiente con un litro y medio de agua y unos 875 gramos de azúcar para luego dejar hervir por 15 minutos, revolviendo frecuentemente con una cuchara de madera.

Una vez que el almíbar esté a temperatura ambiente hay que ir mezclando con la maceración de alcohol y limón, utilizando el filtro para eliminar las cáscaras una vez que ya hayan dado sabor al líquido.

El último paso de la preparación consiste en colocar el licor obtenido en unas cuantas botellas de vidrio con tapa para que luego se quede almacenado por un mínimo de 5 días más para acentuar su sabor antes de consumirlo.

Antes de consumir la bebida es importante que se mantenga fría, es decir que se quede unas cuantas horas en un congelador. Una vez frío, ya podremos degustar nuestro limoncello casero.

Si deseas leer más artículos parecidos a cómo hacer un limoncello casero, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Bebidas alcohólicas o te suscribas a nuestro boletín de novedades.

Necesitas

1 litro de alcohol

1 kilo de limones

1 ½ Litros de agua mineral

875 gramos de azúcar

Recipiente o botella de vidrio

Consejos

Servir y beber frío

No comments yet.

Leave a Comment