Facebook Twitter RSS Reset

Orgullo nacional: “Relatos Salvajes” ganó 8 premios

Orgullo nacional:

“Relatos salvajes” fue la gran protagonista de los premios Platino

La película de Damián Szifrón se convirtió anoche en la gran protagonista de la segunda edición de los premios del Cine Iberoamericano, donde obtuvo ocho distinciones, incluidas la de Mejor Película y Mejor Dirección.

La película argentina “Relatos salvajes”, de Damián Szifrón, se convirtió anoche en Marbella, España, en la gran protagonista de la segunda edición de los Premios Platino del Cine Iberoamericano, donde obtuvo ocho distinciones -incluidas la de Mejor Película y Mejor Dirección-, de un galardòn instituido el año pasado y que busca visibilizar y fomentar el cine de habla hispana y portuguesa en todo el mundo.

“Me siento muy realizado por todos los logros de la película. Toda obra genuina siempre posee algo de universal y creo que a todos los hombres nos une el ADN y compartimos deseos, temores y reacciones similares”, explicó Szifrón en diálogo con Télam sobre la exitosa trayectoria que su película empezó el año pasado en Cannes y que ahora -según dijo- concluyó en Marbella, coronada de ocho nuevas estatuillas.

En una ceremonia espectacular realizada en medio de una cantera excavada en una de las montañas que rodean a esta bellísima ciudad balnearia andaluza,



Mejor Película Iberoamericana

Mejor Dirección

Mejor Interpretación Femenina (Erica Rivas)

Mejor Guión (Damián Szifron).

Mejor Música Original (Gustavo Santaolalla)

Mejor Dirección de Sonido (José Luis Díaz)

Mejor Dirección de Montaje (Damián Szifron y Pablo Barbieri)

Mejor Dirección de Arte (Clara Notari).

Otra de las protagonistas de la noche fue la intérprete argentina Érica Rivas, que venía de ganar el viernes el Premio Platino del Público y que ahora obtuvo -en medio de una gran emoción- el Premio Platino a la Mejor Actriz de manos de su colega Guillermo Francella, su peor “enemigo” en la ya clásica comedia televisiva “Casados con hijos”, que todavía se exhibe por la pantalla de Telefé.

Szifrón, que no se cansó de agradecer y dedicar estos premios a su padre, su madre, su mujer y sus dos hijas, señaló a Télam que una de las claves del éxito de “Relatos salvajes” es que “hay cierta conflictividad que toca en lo más profundo del ser humano y creo que la película se concentra en el placer de la reacción frente al abuso de poder y la hostilidad ajena”.

“Siempre trato de dar lo mejor y sacar lo mejor de la gente que tengo a mi alrededor. Creo en el trabajo permanente y en la responsabilidad de llevar un proyecto a su mejor forma”, sintetizó Szifrón a la hora de explicar el secreto de sus logros, que lo llevaron a convertirse en el director de la película más taquillera de la historia del cine argentino.

Con animadores como Imanol Arias, Santiago Segura y Eugenio Derbez, y las actuaciones musicales de David Bisbal, Luis Fonsi, Miguel Bosé, Lucrecia y la histórica Rita Moreno (que entregó el Premio Platino de Honor al actor, productor y director español Antonio Banderas), la espectacular ceremonia fue abierta con un homenaje que Lolita y Rosario Flores rindieron -cantando el bolero “Algo contigo”- a la participación de la mujer en el cine iberoamericano.

Maribel Verdú, Joaquín de Almeida, Pilar López de Ayala, Darío Grandinetti, Edward James Olmos y Julio Medem fueron sólo algunas de las figuras estelares que pasaron por la alfombra roja de esta gala del cine iberoamericano, donde el director argentino Matías Lucchesi y su productor, Juan Pablo Miller, estaban nominados al premio a Mejor Ópera Prima por su película “Ciencias Naturales”.

“Buscamos romper con los tabúes de la distribución y poner al cine iberoamericano en el lugar que realmente merece en el mundo. Se trata de una industria que está más en forma que nunca y eso lo demuestran las 760 películas de habla hispana y portuguesa que se presentaron para la selección”, afirmó Arias en la apertura de la ceremonia, dejando claros algunos de los objetivos para los que fueron creados los Premios Platino.

Szifrón, que tras el éxito de “Relatos salvajes” prepara su desembarco en Hollywood con varios proyectos, afirmó que “siempre es un honor el reconocimiento a tu trabajo, soy muy agradecido. Me gusta mucho la atmósfera que se percibe acá en Marbella y siento que estos premios al cine de Iberoamérica le darán mucha más difusión a nuestras películas”.

La delegación argentina estuvo acompañada por la presidenta del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (Incaa), Lucrecia Cardoso, quien también coincidió en que “estos premios son muy importantes para el cine de nuestros países” y destacó que además “reflejan todos estos años tan importantes para el crecimiento del cine argentino y la gran trayectoria que tuvieron nuestras películas”.

Promovidos por la Entidad de Gestión de Derechos de los Productores Audiovisuales (EGEDA) y la Federación Iberoamericana de Productores Cinematográficos y Audiovisuales (FIPCA), los Premios Platino deben “servir como plataforma para consolidar el respeto que han conseguido nuestras producciones en el mundo”, destacó Banderas al recibir su estatuilla a su extensa y exitosa trayectoria.

El intérprete, oriundo de la vecina Málaga y nominado en tres ocasiones a los Globos de Oro, puso de pie a todos los asistentes a la ceremonia, que lo ovacionaron cuando -usando las palabras del escritor español Miguel de Cervantes- abogó por el valor de estos premios y dijo que pese a los obstáculos, la industria iberoamericana debe confiar en el tiempo, “que suele dar dulces salidas a muchas amargas dificultades”.

Si bien Relatos salvajes” acaparó más de la mitad de los premios en juego, el premio al Mejor Actor fue para el español Oscar Jaenada por su trabajo en la película mexicana “Cantinflas”, mientras que el largometraje español “La isla mínima”, de Alberto Rodríguez, ganó el premio a la Mejor Fotografía.

Por su parte, las producciones brasileñas “O menino e o mundo” y “O sal da terra”, se impusieron respectivamente en los apartados de Mejor Película de Animación y Mejor Documental, mientras que la hispano-venezolana “La distancia más larga” fue elegida como la Mejor Ópera Prima.