Facebook Twitter RSS Reset

Los bufones y su capacidad para hacer reir

bufón, bufona

nombre masculino

1. Persona, generalmente de aspecto grotesco, que en la Edad Media y principios de la Moderna se encargaba de divertir a la corte con historias graciosas y chistes.

2. adjetivo/nombre masculino y femenino

despectivo

Los bufones y su capacidad para hacer reir Que hace tonterías o se comporta con poca seriedad pretendiendo ser cómico y resulta ridículo o molesto.

“hacer el bufón”

sinónimos:

payaso

“Sus habilidades cómicas en pantomimas y representaciones histriónicas o burlescas, su destreza en acrobacias, malabarismos y otros juegos, y muy en especial su privilegio ante los poderosos para decir lo que a nadie le estaba permitido pronunciar o reírse de quien nadie osaría hacerlo, han sido sus características principales.nota 1 Se les concede el insólito mérito de humanizar al gran mandatario, haciéndole sentir, supuesta y temporalmente, como un mortal más.1 En simbología el significado del bufón, como personaje dual, es tan ambiguo como cruel su origen en la historia de la Humanidad.” Tomado de: https://es.wikipedia.org/wiki/Buf%C3%B3n

Emilio Lovera, El Conde del Guácharo, Claudio Nazoa, Laureano Márquez, los más conocidos por su influencia mediática, arrancada en rctv y venevisión, y la nueva generación, replegada a los teatros y bares pequeño burgueses así como a los de la pseudobohemia de la clase media alta con “aspiraciones”: Led Varela, Ricardo Del Búfalo, Kabeto y Rolando Díaz y otros menos conocidos…

Sus chistes se burlan del poder…generalmente del poder político, de los personajes políticos. Jamás se meten con el poder económico, conscientes de que sus carreras y sus ingresos dependen de caerles bien a los poderosos que pagan. El pueblo no suele pagar porque les echen chistes sobre el poder, los crea. De hecho, estos bufones proceden del pueblo, generalmente son personas de las clases medias y bajas, que ascienden socialmente de esta forma.

Esos bufones del siglo XX (ojalá se extingan de los medios audiovisuales en el siglo XXI) tienen ese carácter de proceder del pueblo como su rasgo grotesco, porque para la burguesía ser de la clase dominada es grotesco.

La burguesía los acoge porque sabe que el chiste contra el poder es un recurso excelente para sus fines. El humor pone acento en lo emocional para superar las miserias que el poder crea. Pero claro, el humor no cambia nada. Todo sigue igual. El poder político es algo que nos hace reír. Es la paradoja distractora del fabuloso circo que la burguesía crea para desviar al pueblo de sus luchas.

Ojo. Hay que saber diferenciar el recurso de los caricaturistas políticos (que los hay de derecha y ultraderecha), quienes también hacen humor del poder político, de lo que estos bufones representan, pero eso lo analizaremos en otro artículo.

Estos bufones les convienen a la oligarquía y a la burguesía porque divierten a sus grupos sociales adjuntos haciendo mofa de sus desgracias. Por ejemplo, es una desgracia tener gobernantes que van en contra de sus intereses oligopólicos.

Otro ejemplo: esa desgracia que significa la forma de hablar de la gente en los barrios, en los campos, en los pueblos, en el interior del país, de todo lo que culturalmente vaya contra los “valores” burgueses que la pequeño burguesía, la clase media alta, los pseudobohemios y todo aquel que desea adherirse a la vida burguesa, es muy bien aprovechada por parte de estos bufones para hacer burla.

Esos “valores” son los que conciben al mundo, en el caso de Venezuela, como Caracas es ciudad y lo demás es monte y culebra, pero Caracas es “el este del este”, lo demás es chusma, pobreza, indigno para ellos, cuya meta de vida es Miami y la vida en el centro Imperial.

Una revisión de los chistes de estos bufones permite visualizar fácilmente como todos ellos se basan en la destrucción de la autoestima del pueblo, de sus tradiciones y creencias: de todo eso que resulta grotesco para la burguesía, groserías incluidas.

Lo vulgar es reprochable, pero útil para reír. Estos bufones gozan del permiso de la burguesía para decir lo que otros no pueden…delante de ellos… pero… tienen límites, porque ya dijimos que en ellos funciona la autocensura (el bozal de arepa-PAN): jamás podremos oír de ellos una burla al poder de los Mendoza Polar ni una critica humorística a su extraordinario poder sobre la seguridad alimentaria de los venezolanos. Nunca los oiremos hacer un chiste de los Zubillaga y su fantástico poder para decidir qué medicamentos se expenden y cuáles no.

Por eso estos bufones, aunque graciosos, terminan siendo tan solo una molestia ridícula para las auténticas luchas del pueblo.

No comments yet.

Leave a Comment