Facebook Twitter RSS Reset

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sanaGIF

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

“Comer menos para adelgazar” o “abolir los carbohidratos” son algunos de los tips más populares, pero no del todo eficaces. Una guía de las verdades sobre las comidas

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

Si de alimentación saludable o de plan de comidas para bajar de peso se trata, existen innumerables consejos, recetas y recomendaciones. Sin embargo, muchos nutricionistas (y hasta algunos que creen serlo) adoptan mitos sobre permisos y prohibiciones de las comidas que no son del todo exactos en la búsqueda de una buena alimentación.

Con todas las ofertas de comidas con grasas saturadas o azúcares añadidos al alcance de la mano, es necesario saber cuáles son los consejos que realmente sirven si uno busca tener una alimentación sana o bajar de peso.

Por eso, un grupo de especialistas de la materia de Estados Unidos se reunió para confeccionar una lista de aquellos consejos más escuchados pero que no tienen un fundamento tan sólido a la hora de hablar de una dieta. El selecto grupo estuvo integrado, entre otros, por Lisa Moskowitz, CEO de NY Nutrition Group, Yoni Freedhoff, autor de “The Diet Fix”, Dana Angelo White, fundadora del Food Network’s Healthy Eats y Keri Gans, autora del libro “The Small Change Diet”.

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

“No comer después de las 22”

Muchos nutricionistas recomiendan no ingerir ningún alimento en un momento de la noche muy cercano a la hora de irse a dormir. Sin embargo, la medida justa de una comida no muy pesada puede ser aceptable. Si se come dentro de las dos horas previas al sueño, hay que ingerir una comida de menos de 500 calorías. Lo importante es no ingerir alimentos con altos índices de grasas, ya que se puede alterar la calidad del sueño y la digestión. Es importante asegurarse de comer en ese lapso una alimentación balanceada que incluya proteínas y vegetales.

“Cuando hay hambre, distraerse con un chicle”

Ignorar el hambre no evitará sumar calorías al cuerpo ni ayudará a perder peso. De hecho, es contrraproducente, ya que la gente que no come cuando tiene hambre tiende a hacerlo más tarde. Aún cuando se trata de perder peso es importante ingerir alguna porción de comidas nutriente con fibras y proteínas. Tampoco hay que comer algo con pocas calorías, como el apio. Eso no detendrá el hambre. El chicle puede ayudar a disipar un antojo, pero nunca a matar el hambre.

“Para perder peso, hay que comer menos y ejercitarse más”

Es uno de los peores consejos para aquel que sigue una dieta. Es practicamente tan inexacto como el término “comprar barato y vender caro”, en economía. Cuanto más el mundo crea en esta teoría, más se tardará en derrotar enfermedades como la obesidad. Es imprescindible saber mantener un equilibrio. Saber comer lo sano y necesario es tan importante como dedicarle el tiempo al ejercicio físico.

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

“Tomar bebidas light en lugar de las comunes”

El problema de las gaseosas no es sólo la enorme cantidad de azúcar, sino que también es los edulcorantes artificiales de las versiones diet. Recientes investigaciones detectaron una relación directa entre el consumo de bebidas diet y el alto riesgo de contraer síndrome metabólico diabetes del tipo 2. Es mejor saciar la sed con agua o con algún té.

“Abolir los carbohidratos”

Es otro de los grandes clásicos que no son del todo adecuados. Nunca hay que recomendar a nadie la eliminación absoluta de un grupo de comidas, especialmente si uno se encuentra en un plan de alimentación a largo plazo. Lo mejor que puede hacer cualquier nutricionista es tratar cada caso específico e incorporar a la dieta las comidas que le gustan al consumidor de una manera sana. Aprender las proporciones justas y elegir los nutrientes óptimos es la solución a ese problema.

“Realizar una limpieza interna para bajar de peso”

No hay que recurrir a métodos extraños como una limpieza interna. Tanto los riñones como el hígado hacen su trabajo de manera correcta. La alimentación sin calorías, el ayuno o la ingesta de complementos dietéticos extraños pueden causar mucho daño en el sistema digestivo. Uno quizás crea que con estos métodos se consiguió la solución al problema de peso, pero si volviera a comer su alimentación habitual, el peso también regresará.

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

“Evitar el azúcar”

Mucha gente ve al azúcar como el gran enemigo. Es cierto que el exceso de las calorías de los azúcares agregados (golosinas, yogurts azucarados, etc) pueden atentar contra una dieta y pueden conducir hacia enfermedades relacionadas con la alimentación, como la diabetes. Sin embargo, no todos los azúcares son dañinos. Azúcares de recursos naturales, como las frutas, proveen una cantidad esencial de nutrientes para el organismo. El azúcar no es sinónimo de una pesadilla de alimentación, el límite debe situarse en los azúcares agregados.

“No preocuparse por las grasas saturadas”

Las grasas saturadas sí son un problema y no hay que mostrarse flexible ante ellas. Aumentan el colesterol e incrementan el riesgo de sufrir un ataque cardíaco o sufrir cáncer. Las únicas comidas que contienen grasas saturadas y mostraron signos saludables son las nueces y las semillas.

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

Nos vemos prontito

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana

Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sana
Los 8 peores consejos para seguir una alimentación sanaGIF

No comments yet.

Leave a Comment