Facebook Twitter RSS Reset

Lo que Noruega debería aprender de México

La noruega Karija Cobsen, que dejó su país para venir a vivir a México, nos cuenta su opinión y el porqué no piensa regresar:

Cuando me mudé de Noruega a México, muchos preguntaron por qué. Objetivamente, dejé el país de mayor desarrollo humano según el PNUD, y opté por el país número 57 en la lista. Sin embargo, no he dudado mi decisión ni una vez. Siempre que escucho alguien hablar de Noruega en México, tiene que ver con lo que México puede y debe aprender de Noruega. Yo, al contrario, pienso frecuentemente que Noruega puede aprender muchas cosas de México.

Mi país (y particularmente mi generación) es en muchos sentidos el país de los consentidos, los que pueden vivir sin ninguna preocupación, los que no conocen al mundo exterior ni se preocupan demasiado por ello. En mi país se vive muy cómodamente en el presente por la coincidencia histórica que es el petróleo, y por tener muy pocos con quien compartir esa riqueza (somos 5 millones de habitantes en todo el país). Disfrutamos del presente sin recordar el pasado ni preocuparnos por el futuro. Si nos enfrentamos con algún problema, no sabemos cómo resolverlo. Trabajamos poco, y exigimos cada vez más del estado. No invertimos en el futuro, porque nos parece muy lejano. Somos codiciosos, y no queremos compartir lo que hemos llegado a tener por una casualidad geológica. No queremos abrir nuestro país a los inmigrantes, aunque los necesitamos. Somos un país de mentes y cultura cerradas. Mi país vive en el presente y no tiene futuro, ni pasado.

Al contrario, México es el futuro. El presente no es el mejor momento de México, pero gracias a este momento tan difícil, México se está dando cuenta del pasado, por qué y cómo llegó la situación que estamos viviendo. Nadie acepta que la situación se mantenga igual. Incluso, que no se ha llegado al consenso de cuál será el camino hacía el futuro, significa que el debate está evolucionando. Hay que escuchar muchas propuestas para poder llegar a la mejor solución. México tiene las herramientas para enfrentar a la situación del presente y convertirse en un país del futuro.

México tiene la decimotercera economía más grande del mundo. México tiene una riqueza cultural increíble y una larga tradición de grandes pensadores. México tiene recursos naturales impresionantes y zonas muy industrializadas. Pero lo más importante que tiene México es su gente. Lo más importante que tiene México son las comunidades, las familias, los amigos. La buena voluntad, la hermandad, la hospitalidad, las puertas que siempre están abiertas. La curiosidad por conocer más, la capacidad de soñar y pensar en grande. Las tradiciones y la modernidad que se mezclan en una cultural mestiza, una cultura muy adaptable, una cultura del futuro. La fuerza, el rechazo de darse por vencido. Las muchas y largas horas de trabajo sin quejarse. La pasión y la determinación.

Todavía no ha llegado el gran momento histórico de México, pero está cerca. Sin embargo, para llegar ahí, México necesita la participación de toda su gente. Yo no veo la supuesta indiferencia de los mexicanos. Yo veo una sociedad llena de vida que lucha cada día por un futuro mejor. El camino no va a ser fácil, pero tengo toda la confianza en que México llegará. Y espero que otros países aprendan de México.

Lejos de ser un caso perdido, México es una oportunidad para el futuro.

Opinión

A muchos mexicanos se nos olvida que no todo lo que brilla es oro, que no es lo mismo la Europa de postales y turistas, que la real, en la que hay que levantarse a trabajar, llueva, caigan heladas, truene, o se congele TODO…

Tampoco es lo mismo pensar que uno va a vivir en algo así…

Lo que Noruega debería aprender de México

Cuando en realidad recién llegado, se va a vivir así:

Lo que Noruega debería aprender de México

Honestamente, no cambio mi casa mexicana por ESO… ni mi auto, ni mi comida, ni mi trabajo, ni mi clima, ni mi NADA.

México está en una transición difícil, pero no va avanzar lanzando culpas ajenas sino asumiendo las propias.

No comments yet.

Leave a Comment