Facebook Twitter RSS Reset

Las tierras raras y el control de China sobre los iPhone

China continua controlando la producción de los metales conocidos como “Tierras raras” por el apoyo gubernamental a las operaciones, la buena suerte en las condiciones geológicas y la minería contaminante (y a menudo ilegal), así como las prácticas de intercambio que las autoridades no quieren o no pueden evitar. Ningún otro país ha podido empezar una línea de producción entera para los 17 elementos raros. Y sin esos metales es imposible imaginar la industria contemporánea.

Las tierras raras y el control de China sobre los iPhone
El lado maldito de Baoutou, en Mongolia Interior, China: la clave de los smartphones.

El candidato presidencial estadounidense por el Partido Republicano, Donald Trump, le advirtió una vez al director ejecutivo de Apple, Tim Cook: “Si salgo elegido, vas a tener que empezar a producir todos tus dispositivos en Estados Unidos. Vamos a hacer que Apple comience a construir sus malditas computadoras y demás artículos en este país en lugar de en otros países”, dijo Trump, quien a menudo acusa a las empresas norteamericanas que producen en China, de estar dejando a los norteamericanos sin empleo.

La iniciativa, como muchas otras del republicano, atiende a un problema real pero carece de un enfoque apropiado. (Trump nunca explica cómo haría para hacer que las empresas vuelvan a producir en USA, y las altas tarifas que amenaza con cobrar a los que operan afuera, difícilmente serían aprobadas por las instancias que deben autorizarlas).