Facebook Twitter RSS Reset

Las 103 maneras de curar el cancer y nadie te lo dice

Las 103 maneras de curar el cancer y nadie te lo dice

Las 103 maneras de curar el cancer y no te cuentan

Todos hemos oido alguna vez que somos lo que comemos, somos conscientes de la importancia de una alimentación sana y variada. Ya lo dijo Hipócrates, padre de la medicina moderna, en el año 400 a.C. ” Dejad que los alimentos sean vuestra medicina y la medicina vuestros alimentos

Los etiquetados cáncer suelen morir por la medicación venosas de la quimio. Eso te mata todo celulas buenas y malas. Es como bombardear todo Madrid para matar a un terrorista del MOSAD que está sólo en la Castellana. Te quitan una teta, cuando eso va contra el juramento hipocrático de curar sin dolor. Si te curan, es porque no es cáncer o porque con cirugía te quitan el tumor, pero es pura casualidad.No te curan, te matan y te arruinan la vida con un diagnóstico que es completamente subjetivo sin ningún apoyo empírico muchas veces.

Todo cristo tiene células cancerígenas anormales, esto es natural, lo que pasa que no te matan. Las celulas T que luchan contra las enfermedades se las zampan y sigues p´alante. Pero si haces una vida podrida tus células también se pudren y te viene el cáncer es un proceso natural de degradación por vida

Las 103 maneras de curar el cancer y nadie te lo dice

Las 103 maneras de curar el cancer y nadie te lo dice

OZONOTERAPIA

El ozono actúe en la disminución de los radicales libres de oxígeno que son los responsables de la lesión del tejido durante la reperfusión.?La zona cancerosa trabaja en estado de hipoxia, es decir, con bajos niveles de oxígeno. Por tanto, todo aquello que como la ozonoterapia contribuya a aumentar esos indicadores, claborará en el freno de la progresión de las células tumorales. La ozonoterapia, además, mejora “radicalmente” la calidad de vida de estos pacient

El Dr. Otto Warburg – Premio Nobel de Medicina en 1931 y 1945 constató que toda célula se canceriza en menos de 48 hrs. si el nivel de oxígeno del lugar en el que se encuentra baja en un 40%.

Toda célula sana obtiene la energía para vivir básicamente por “vía aeróbica”, es decir, utilizando oxígeno. Sin embargo, cuando se vuelve cancerosa utiliza una vía anaeróbica (sin oxígeno) fermentando la glucosa, fenómeno que se conoce como glicólisis, solo que por esta segunda vía obtiene casi 20 veces menos energía. Por lo tanto, hay una necesidad de alto consumo de glucosa por la célula cancerosa lo que obliga al cuerpo a provocar una multiplicación celular masiva formando lo que llamamos el tumor.