Facebook Twitter RSS Reset

La verdad del Che, el holocausto “revolucionario”

Muchos dirán que estoy equivocado, pero esos muchos lo que dicen, lo hacen de acto reflejo ( o sea no piensan lo que están diciendo), lo hacen porque viven sumergidos en un cultura que los somete a designios que nublan su pensamiento y no les permite ver con claridad hechos que son obvios.

Ante todo y una vez aclarado el punto anterior, sepan que me compadezco por ustedes y que desearía ver un mundo sin doctrinarios, sin cerebros destruidos, como decía Eskorbuto en una de sus canciones (mi favorita). Sepan que la única forma de escapar de la celda, donde están recluidos, es a través del entendimiento, a través del dialogo con personas que opinan diferente a ustedes.