Facebook Twitter RSS Reset

La flota podría perder el 24% de cuota de merluza en 2016



El sector pesquero comienza a conocer los detalles del ajuste con un pequeño margen para evitar la merma de capacidad de extracción

La flota podría perder el 24% de cuota de merluza en 2016

El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó ayer la resolución de la Secretaría General de Pesca del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente que establece las cuotas iniciales para los censos del caladero nacional del Cantábrico y Noroeste y que confirma la reducción de la cuota. Con todo, el ajuste aún no es definitivo, ya que se encuentra pendiente de incorporar las cantidades no pescadas de la cuota de 2015. En función de la pesquería, puede alcanzar el 10% de capturas, aunque en algunas especies, como el rape, se agotó prácticamente el cupo.

Algunos detalles comenzarán a conocerse hoy con sendas comisiones para conocer el resultado de las pesquerías de caballa, jurel y sardina para el cerco durante el pasado año y conocer su evolución para el futuro. El director general de Pesca Marítima, Alberto Vizcaíno, representará al Principado en la reunión con el secretario general de Pesca del Ministerio de Agricultura, Andrés Hermida Trastoy.

La resolución del BOE permite conocer detalles para la aplicación de la cuota de merluza. Esta es una especie especialmente importante para la rula de Avilés, donde es su descarga más importante por valor económico y volumen. Este año esta cuota viene marcada por la aplicación de los descartes. Hasta 2015, las capturas que no se iban a vender no afectaban a la cuota. A partir de este año, toda la merluza pescada deberá apuntarse en el Diario Electrónico de Abordo, aunque por su tamaño o deterioro no puedan venderse y contará dentro de la cuota.

La Secretaría General de Pesca avanza que se ha establecido una cuota específica donde se incluirán los descartes. Esta cantidad, que aún no se conoce, no aparece en la cuota global para el sector que ayer se publicaba en el BOE. Con este matiz, el próximo año se plantea especialmente complicado, ya que el conjunto de la pesquería pierde un 24%.

Reducciones generalizadas

El reparto de caballa también sufre una reducción, aunque de los 28.204.000 kilos asignados ayer en el BOE a la flota española, ya se ha descontado la compensación de 5.544.000 kilogramos por la sobrepesca en campañas anteriores, lo que deja la reducción de cuota en un 5,53% del total de la pesquería.

Con todo, la situación puede variar mucho en función del tipo de artes. A falta de que hoy se conozcan los datos de 2015, la flota artesanal asturiana puede perder un volumen de pesca que alcance el 8,64% al pasar de 1.660.567 kilos en 2015 a 1.516.960 en 2016. En cambio, el conjunto de la flota de cerco pierde el 5,56%

El jurel es la única pesquería que presenta un incremento, para alcanzar los 20.441.000 kilos y 17.743.999 kilos en sus dos zonas de pesca; la bacaladilla se reduce en un 5,01% hasta los 35.931.000 kilos, a pesar de reforzarse con doce toneladas del stock norte.

La pesquería del gallo es de las que se mantiene más estables, con una pérdida del 0,94% hasta los 1.259.000 kilos que podría compensarse con el resultado de 2015. El pixín pierde el 14% de cuota y queda en 2.140.945 kilos. En 2015, llegó a Nochebuena con un porcentaje de capturas superando el 98%, por lo que difícilmente se podrá mantener capacidad de pesca.

La situación de la cigala no beneficia especialmente a la flota asturiana. El mayor crecimiento de autorizaciones se produce en el Golfo de Cádiz, aunque también en el Cantábrico y aguas de Portugal y cae en Gran Sol. La anchoa crece un 10% y recibe 57.912 kilos y esta pesquería se centra en el Golfo de Cádiz, donde la cuota crece hasta los 5.022.088 kilos.

No comments yet.

Leave a Comment