Facebook Twitter RSS Reset

Inminente Corralito:El Banco Central se apropiará de dólares

El Banco Central busca apropiarse de los dólares que mantienen los bancos



Emitió sorpresivamente hoy una circular por la que intentará disponer desde el lunes de dos tercios de la posición en dólares que tienen las entidades

Inminente Corralito:El Banco Central se apropiará de dólares
cotizacion “oficial” en microcentro. foto: Archivo

En un nuevo y desesperado intento por evitar ser quien deba validar una nueva devaluación del peso, o disponer de aquí en más una serie de feriados cambiarios que evidencien su muy debilitada posición de reservas, el Banco Central (BCRA) emitió sorpresivamente hoy una circular por la que buscará apropiarse desde el lunes de dos tercios de la posición en dólares que mantienen los bancos para contar con la liquidez que necesita para seguir interviniendo en la plaza cambiaria.

La medida, dada a conocer hace unas horas por la Comunicación “A” 5837, deja a la vista lo que desde LA NACION se viene advirtiendo desde hace meses: la entidad que conduce Alejandro Vanoli ya agotó la posición propia de reservas líquidas e intentará, por esta vía, evitar usar en esas ventas dólares provenientes de los encajes bancarios por los depósitos en esa moneda, por los riesgos legales que esa decisión podría suponer para la conducción del BCRA.

Según la disposición recientemente conocida, los bancos deberán recortar del 15 al 5% desde el lunes la posición general de cambios tienen computada como parte de responsabilidad patrimonial, aquella que les permite tener hasta un 20% total en posiciones dolarizadas.

Más notas para entender este tema

Por la dolarización electoral, salieron US$ 8000 millones de las reservas

Esa tenencia, según las normas vigentes, puede estar constituida en derivados financieros (como contratos de futuros de dólar), bonos en dólares o cualquier otra clase de activos dolarizados.

Pero en la actualidad, y ante los reiterados problemas de abastecimiento de dólares que los bancos tuvieron por parte del BCRA, la mayoría de las entidades financieras activas en ventas a ahorristas o en operaciones de comercio exterior habían optado por mantener la mayor parte de esa posición en cash para evitar contratiempos con sus clientes.

Inminente Corralito:El Banco Central se apropiará de dólares
El Banco Central.Foto:Archivo

La circular muestra así estar hecha a “medida” de un objetivo: que el BCRA pueda disponer de esos billetes (para recuperar una liquidez ya extraviada) de manera de seguir interviniendo en el mercado lo suficiente como para poder fijar el valor del tipo de cambio oficial.

Esto es porque podría disponer de esa parte de las reservas ya que, al tratarse de dólares atesorados legalmente y en el sistema , en realidad ya forman parte de esa tenencia. Es decir, la comunicación no busca ya influir sobre el dato contable de las reservas (como lo hace el swap) sino sobre la posición de billetes de la que podría disponer.

La norma le concede a los bancos un derecho de acceso al mercado que eufemísticamente se denomina “único, y libre de cambios” (MULC) para demandar dólares por hasta un 3% del total de los que operen cada día o hasta un total de US$ 8 millones o 12 millones, según su nivel de operaciones. Pero las entidades, a través de sus cámaras, han comenzado a evaluar la posibilidad de recurrir a la Justicia para resistir la medida que se conoce un día antes del final del proceso electoral y a poco más de 20 días de un recambio de Gobierno. Los alientan, en ese sentido, los amparos a que accedieron las compañías aseguradoras días atrás, cuando la Superintendencia de Seguros intentó forzarlas a vender los bonos en dólares que tienen en sus cartera de inversión, como un mes antes había hecho la Comisión Nacional de Valores (CNV) con los Fondos Comunes de inversión (FCI).

La posición dolarizada de los bancos había quedad desregulada en los hechos desde 2005 cuando el país, lejos de enfrentar restricción de divisas, diseñada incluso medidas para desalentar el ingreso financiero de ella, como el encaje. Así quedó hasta 2011 hasta que la devaluación del peso, de fines de enero de 2014, dejó a la vista la impericia oficial: los bancos habían acaparado bonos en dólares en tal cantidad que se alzaron con una ganancia que rondó los $ 10.000 millones sólo en ese mes.

Sólo después el BCRA reaccionó y volvió a cuotificar esa posición, como es usual en otras partes del mundo, para evitar favorecer especulaciones. En ese entonces estipuló el tope en el 30%. Pero a medida la crisis de reservas se iba agravando, lo recortó sucesivamente hasta el 20% vigente en la actualidad. Ahora no cambia el total general, pero el bisturí va sobre lo más preciado por estos días: los dólares billete.

No comments yet.

Leave a Comment