Facebook Twitter RSS Reset

Haz tus propios helados: ¡sanos y riquísimos!

¿A quién no le gusta el helado? ¿Y si pudieses hacer tus propios helados de forma barata y con los sabores que más te gustan? A partir de ahora será posible.

Haz tus propios helados: ¡sanos y riquísimos!
Para entender su fabricación primero hay que saber a partir de que está compuesto un helado:

– Un líquido si se desea (leche, zumo, licor…).

– Una grasa (nata o crema de leche, yemas de huevo)

– Azúcar y saboratizantes ( cacao, miel, canela, vainilla….)

Utilizando estos ingredientes debemos hacer una crema que posteriormente congelaremos.

Conociendo ya esto, es fácil hacer el helado.

1º Si vamos a utilizar como base algo líquido (ej: zumo de naranja) debemos espesarlo y añadirle grasa, esto lo haremos con yemas de huevo. La proporción es de 10 yemas por cada litro de líquido.

Para espesar el líquido sólo tenemos que echar las yemas al líquido y calentarlo al fuego moviendo, sin pasar los 85ºC para que no se corte, es decir, sin dejar que llegue a hervir. En el momento en que espese un poco lo retiramos del fuego y dejamos enfriar. Previamente a esto podemos añadir el azúcar al gusto.

1º Si vamos a dar sabor a nuestro helado con ingredientes sólidos (canela en polvo, cacao, puré, extracto de vainilla, etc…) será tan fácil como disolver estos ingredientes en la nata o crema de leche junto con el azúcar.

2º Una vez tengamos la crema anterior, podemos añadirle cosas sólidas como frutos secos, fruta troceada, galletas, gominolas, etc…

3º Metemos la crema al congelador. Ahora, aproximadamente cada media hora tenemos que remover esta crema para que al congelar no se quede hecho un bloque de hielo, sino con textura de helado. Este paso lo haremos las veces necesarios, aunque con 3 o 4 serán suficientes. Y ya tendremos nuestro helado preparado para disfrutar en el momento que queramos.

FUENTE:http://objetivoautosuficiencia.blogspot.com.es/

No comments yet.

Leave a Comment