Facebook Twitter RSS Reset

¿Es verdad que el PRO votó en contra de las leyes?

Matrimonio igualitario, estatización de YPF o la ley contra la trata de personas son algunas de las normas en las que el FpV señala la supuesta oposición o ausencia del partido que hoy forma parte de Cambiemos. ¿Es así?

Durante las últimas semanas parte de la campaña del Frente para la Victoria (FpV) se centró en criticar las posiciones del PRO frente a distintas medidas impulsadas por el gobierno nacional, para mostrar las diferencias entre ambas fuerzas políticas. A través de folletos que se entregan en la vía pública y de imágenes que circulan en las redes sociales, se señala que el PRO no acompañó la nacionalización de empresas extranjeras o las medidas que garantizaron ciertos derechos, entre otros puntos. Uno de esos folletos retoma ocho leyes y compara las votaciones del FpV y el PRO en el Congreso.

campaña FPV

Algunas de las posturas señaladas son correctas, sin embargo en otros casos se exagera la situación, e incluso ciertas de las votaciones que se le adjudican son falsas. En términos generales, cuando se trata de cuestiones económicas, como la nacionalización del 51% de YPF o de Aerolíneas Argentinas, es verdad que el PRO se manifestó en contra. Lo mismo ocurrió con la estatización de las AFJPs.

Si se analizan en cambio los casos de las leyes que ampliaron derechos, como el matrimonio igualitario o la cobertura de los tratamientos de fertilización asistida, el PRO dio libertad de acción a sus legisladores por lo que el voto fue dividido, algo que en el caso del matrimonio igualitario también hizo el FpV.

Por último, hay casos en los que el PRO votó junto con el FpV, a diferencia de lo que se señala en el folleto. Es el caso de la ley para prevenir y sancionar los delitos de trata de persona, que obtuvo casi unanimidad en el recinto, incluidos los votos del PRO, y la que garantizó derechos laborales básicos a las trabajadoras domésticas.

El registro de las votaciones en el Congreso sirve para ver la posición de los partidos frente a distintos temas, pero se debe tener en cuenta que dado que el FpV tuvo la mayoría durante la mayor parte de estos años, se trata de un análisis de la reacción del PRO frente a las propuestas del oficialismo. Gran parte de las leyes mencionadas se aprobaron antes de 2013, cuando el PRO no tenía senadores, y el folleto se refiere exclusivamente al partido y no a la alianza Cambiemos.

La recuperación de YPF

En 2012, el Poder Ejecutivo sometió a votación la expropiación del 51% de las acciones de YPF, hasta entonces en poder de Repsol S.A. La medida, acompañada por todos los representantes del Frente para la Victoria, también consiguió el apoyo de diferentes bloques de la oposición, como la mayoría de la UCR, el socialismo, el GEN y parte de la Coalición Cívica (CC), por lo que alcanzó 208 votos a favor. El PRO, en cambio, votó mayoritariamente en contra (9 diputados), salvo dos de sus representantes que se ausentaron.

Fertilización asistida


La ley que obliga a hospitales públicos, obras sociales y prepagas a incorporar la cobertura para las “técnicas de reproducción médicamente asistida” fue aprobada en Diputados por 204 votos a favor, un solo voto en contra (del sindicalista Rubén Julio Ledesma, hoy en el Frente Renovador) y nueve abstenciones. El kirchnerismo impulsó la medida, con 106 votos a favor y nueve ausencias, mientras que el PRO dio libertad de acción a sus integrantes y la mayoría de estos se abstuvo (seis casos, incluyendo a la candidata a vicepresidenta por Cambiemos, Gabriela Michetti) aunque también tres de sus miembros, las diputadas Laura Alonso, Silvia Majdalani y Soledad Martínez, sí acompañaron la norma.

Matrimonio igualitario



La modificación del Código Civil que permitió el matrimonio entre personas del mismo sexo generó diferencias al interior de muchos partidos. Si bien es cierto que la mayoría de los representantes del oficialismo la apoyaron, también hubo varios de sus representantes que votaron en contra. En Diputados, 46 miembros del FpV (54%) acompañaron la medida (entre otros, el propio Néstor Kirchner), aunque otros 29 la rechazaron (incluido el apoderado del PJ, Jorge Landau, y la gobernadora electa de Tierra del Fuego, Rosana Bertone). En el PRO, por su parte, también el voto fue dividido, aunque mayormente en contra: cuatro apoyaron la ley (36%) y seis se opusieron. 

La norma se aprobó en Diputados con poco margen: 126 votos a favor, es decir menos de la mitad de la Cámara, y 110 en contra.

Estatización de Aerolíneas Argentinas


La transferencia al Estado de la compañía que controlaba la firma española Marsans generó en 2008 críticas desde distintos sectores: la CC y la UCR, por ejemplo, consideraron que se trataba de un “salvataje” a la empresa Marsans, mientras desde el PRO Mauricio Macri apuntó a la falta de regulaciones que la aerolínea había tenido, y destacó que la compañía debía ser privada pero con controles del Estado.

La disidencia se vio reflejada en la votación en ambas Cámaras, donde los votos favorables surgieron del FpV y de sus aliados, frente donde el único que votó en contra fue el sindicalista Luis Barrionuevo, entonces parte del bloque oficialista. El PRO efectivamente tuvo un voto unánime en contra de la medida, que se terminó aprobando en la Cámara baja por 167 votos afirmativos y 79 negativos.

Estatización AFJP

La modificación del sistema previsional fue otra de las leyes discutidas. El oficialismo acompañó mayoritariamente la medida: en Diputados 115 de sus representantes votaron a favor, aunque otros cinco la rechazaron, entre ellos Felipe Solá. En el PRO, como marca el folleto, sus nueve diputados votaron en contra.

Trata de personas

En 2008 se sancionó la Ley 26.364 de “Prevención y sanción de la trata de personas y asistencia a sus víctimas”, que fue apoyada por la mayoría del bloque PRO en Diputados (seis votos a favor) donde también hubo tres ausencias aunque una de ellas con licencia. La norma tuvo una modificación en 2012, por la que se agravaron las penas por este tipo de delitos, que fue votada en Diputados casi por unanimidad (sólo se abstuvo la diputada Marcela Rodríguezdel monobloque Democracia Igualitaria y Participativa). El resultado incluye 11 votos a favor del PRO.


Gratuidad universitaria

Menos de tres semanas atrás el Senado aprobó una modificación a la Ley de Educación Superior, que entre otras cosas explícita la gratuidad de los estudios de grado en las instituciones universitarias estatales e impide cualquier cobro directo o indirecto. Allí, los dos senadores del PRO (Gabriela Michetti y Diego Santilli) se retiraron del recinto, por lo que se cuentan como ausentes.

La medida ya contaba con media sanción en Diputados, en una sesión caracterizada por las ausencias al momento de la votación (108 representantes de 257) y en la que el PRO se dividió entre votos negativos y faltas. El FpV sumó 88 votos a favor, aunque también 27 ausencias.

Derechos para las trabajadoras domésticas

El “Régimen de contrato de trabajo para el personal de casas particulares”, que otorgó a las trabajadoras domésticas derechos laborales como las vacaciones pagas o la posibilidad de licencias por maternidad y enfermedad, fue apoyada por la totalidad de los legisladores presentes en el recinto. Esto incluye seis votos positivos del PRO, aunque otros cinco de sus diputados faltaron a la sesión. El FpV, por su parte, tuvo 103 votos positivos y 12 ausencias.

No comments yet.

Leave a Comment