Facebook Twitter RSS Reset

Es malo ser amigo de tus hijos

El gran Error de comportarte sólo como amigo(a) de tus hijos

A principios de los 90, los psicólogos recomendaban ser amigo de los hijos. Mas de 20 años después, muchos padres descubrieron lo perjudicial de esa teoría.

Es malo ser amigo de tus hijos

Seguramente eres un padre/madre “moderno”, y en tu afán por desear establecer una relación cercana, amorosa, y comunicativa que te permita saber cómo están sus hijos y con quien paran, optaste por convertirte en amigo de tu hijo. Si leiste arriba, descubrirás que la quinta pregunta de la imagen superior, se valora como negativo, ser amigo de los hijos, aquí la explicación.

Convertirnos en amigo de los hijos implica dejarles huérfano de padre o madre

Si te ofreces ser sólo su amigo o amiga, ¿dónde queda entonces la figura de padre o madre? Tu hijo(a) puede tener todos los amigos que desee (en el colegio, en el barrio, etc.), pero hay un peligro que no te habías imaginado: Los amigos son descartables.

Cuando un amigo hace algo que no te gusta, que haces? Generalmente dejas de verlo, lo descartas de tu lista de invitados, no lo llamas y a veces, hasta hablaras mal de el con otros amigos. Precisamente este es el peligro al que te expones. Si haces todo lo que tu hijo quiere, hablará bien de ti, pero si no cedes a sus caprichos, ten por seguro que hablará mal de ti a sus otros amigos. Total, eres sólo un amigo mas, nadie especial ni importante en su vida, porque el puede encontrar mejores amigos que tu y creéme, los encontrará.

Los hijos necesitan el referente de autoridad del padre y la madre

Todos los hijos, tengan 10 meses, 3 años ó 16, necesitan para su formación psicológica, tener como referente la figura Paterna y Materna. Ellos necesitan un padre y una madre cercanos que estén con ellos y por ellos, que les ayuden con sus dificultades y que también (muy importante) pongan límites, les digan lo que sí pueden hacer y lo que no, necesitan padres que les muestren el camino, hasta dónde pueden llegar y hasta donde no y sepan orientarlos en momentos de enfadado, tristeza o frustración, es decir, cuando no obtienen lo que desean.

Si nos convertimos en amigo no nos respetarán como Padres ni Madres

Un amigo es un igual. La relación con un amigo es de “tu a tu”. La relación con un padre o madre nunca debe ser de igual a igual. Es mejor que tu hijo te vea en un nivel superior, porque cuando estas en ese nivel, el querrá ser como tu, querrá tener un trabajo como tu, deseará tener tus valores, si estas en un nivel de igualdad, tu hijo no tendrá nada que imitar de ti.

Tu relación como padre debe ser cercana, abierta, amorosa, flexible, honesta y comunicativa (“soy tu madre, me lo puedes contar con toda confianza; soy tu padre y me gusta saber qué te preocupa; no soy tu amiga pero juntas nos vamos a divertir mucho; soy tu padre y puedes contar siempre conmigo, etc.), pero siempre teniendo en cuenta que el padre y la madre son una figura de autoridad, un referente situado en una escala jerárquica superior.

Reflexiona sobre esto: si admiras y respetas a alguien, será porque ese “alguien” esta en un nivel jerárquico superior (mas valiente, mas inteligente, mas famoso, deportista conocido, etc), en otras palabras: tiene una cualidad que no posees. Lo mismo ocurre con los hijos, si no te mantienes tu nivel de padre o madre, tus hijos no tendrán nada que respetar ni imitar en ti.

Es malo ser amigo de tus hijos

Ahora comprendes porque te grita y no te respeta?, porque te dice “hdp”, “p…”, “andate a la m….”? Todo es resultado de tu comportamiento igualitario, te trata como a cualquiera, no supiste ganarte el respeto y ahora estas sufriendo las consecuencias.

Comportarte como amigo, dejará desamparado a tu hijo(a) ante los medios de comunicación y los grupos de poder

La calle es el centro de poder de las corporaciones. la publicidad exterior, la televisión en los bares, los diarios en las esquinas. es el lugar donde sus leyes son protegidas con la complicidad de la mayoría de gobiernos.

La falta de comunicación paternal (mas alla de la amistosa), es una deficiencia que convertirá a tu hijo en conformista como la mayoría de las personas.

Puede parecer algo difícil de creer, pero la sociedad se mantiene igual (mal) y sin cambios, porque los “padres-amigos quieren que su hijos ” tengan libertad y descubran todo por ellos mismos”.

Lamentablemente ese “descubrir solos” (sin guía paterna), los convertirá en siervos útiles del establishment: fumarán por que los héroes fuman en las películas, se emborracharán porque las películas dicen que cuando hay problemas es lo que normalmente se hace, se volveran consumidores compulsivos porque la publicidad los convencerán de que si no compran ropa de marca, usan el celular de moda, compran el auto mas caro ni escuchan radio comercial, nunca serán felices.

Si tu hijo no tiene referencias paternas, buscará alternativas en la calle

Este es el punto en que ningún padre o madre toma conciencia: A la falta de una figura paterna o materna a quien emular dentro de su propia casa, el hijo buscará en la calle, alguien en quien depositar su admiración, es en estos casos que son presas fáciles de sectas charlatanas, movimientos extremistas, y en el peor de los casos: amigos drogadictos (admirará de ellos su transgresión y audacia) y amigos delincuentes (admirará de ellos su poder para adquirir dinero fácil y abundante).

Ser sólo amigo de tus hijos delata tu falta de responsabilidad como padre

Ser amigo o amiga es mas facil que ser padre o madre, si eres amigo puedes recostarte en el sofá y jugar a la play Station con tu hijo durante horas y horas, y no regañarlo por ser tener todos sus juguetes tirados en el piso.

Si eres amiga de tu hija, puedes ir de compras al centro comercial y al shopping, sin que te importe el examen en la escuela que tiene que rendir el lunes. Así cualquiera es amigo.



Los amigos son descartables

Los padres son irremplazables

Es malo ser amigo de tus hijos

Es malo ser amigo de tus hijos

Aún estas a tiempo !

No comments yet.

Leave a Comment