Facebook Twitter RSS Reset

El relator de Gimnasia enloqueció con el árbitro

Jorge Baliño no cobró una mano de Tevez que luego derivó en el gol de Boca y Alberto Raimundi descargó toda su ira con una catarata de insultos.

El relator de Gimnasia enloqueció con el árbitro
Todo Gimnasia se le fue al humo al árbitro Jorge Baliño.

Alberto Raimundi trascendió las fronteras del mundo de Gimnasia por su forma particular de contar los partidos que lo hicieron conocido como el “relator puteador” y cada vez que se le presenta la oportunidad no tiene ningún problema en expresar todo lo que piensa y siente le pese a quien le pese.

En el partido ante Boca, hubo una acción que cambió el rumbo del encuentro cuando en la jugada del primer gol se inició con una evidente mano de Carlos Tevez que el árbitro Jorge Baliño consideró casual. Encima, en los reclamos posteriores fue expulsado Ramiro Carrera, dejando al Lobo un gol abajo y con un jugador menos. Visceral como ningún otro relator, Raimundi comenzó con una catarata interminable de insultos hacia el juez. Y su comentarista no se quedó atrás.