Facebook Twitter RSS Reset

El Fake de la Bomba Atómica de Hiroshima (Conspiración)

El Fake de la Bomba Atómica de Hiroshima (Conspiración)







Planteamiento


En 1945 EE.UU. lanzó supuestamente varias bombas atómicas sobre sus supuestos enemigos, los japoneses. En teoría, fueron lanzadas sobre Hirosima y Nagasaki. Pero esto es lo que hizo creer a la humanidad EE.UU.: buscaban con ello la rendición absoluta e incondicional de Japón, pero aquí es donde comienzan a aparecer cosas extrañas; primero porque, a pesar de esa rendición “absoluta e incondicional”, el emperador Hiro Hito no desapareció de la escena, siguió en su cargo. Segundo porque se han demostrado tras diversas evidencias, que los vídeos de las explosiones nucleares tienen multitud de ediciones gráficas.

El Fake de la Bomba Atómica de Hiroshima (Conspiración)

Evidencias

De las explosiones de Hirosima y Nagasaki no hay ninguna prueba que demuestre que realmente fueron explosiones atómicas provocadas por bombas termonucleares, en 1945. De acuerdo con los estudios del momento, era imposible inventar la bomba atómica antes del término de la Segunda Guerra Mundial. Dado el escaso conocimiento sobre el tema, y de la primitiva tecnología de los años 40, resulta difícil pensar en la creación de un arma tan sofisticada basada en unas leyes tan complejas.

Fue Robert Oppenheimer, físico estadounidense y jefe del Proyecto Manhattan, a quien se le atribuye la responsabilidad de la creación de la supuesta bomba nuclear, quien sugirió, muy avanzada la guerra, que existía apenas un 0,07% de probabilidades de hacer la bomba a tiempo. Más actualmente, periodistas e historiadores han hecho afirmaciones de que lo que explotó en Nagasaki fue una bomba, pero eso no quiere decir que fuese “atómica”.

En los vídeos de las explosiones atómicas se ven cortes de edición, y algunos aspectos dejan muy claro que son montajes. Veamos un ejemplo en el siguiente vídeo: