Facebook Twitter RSS Reset

El día que Kirchner rebajó 15% sueldos y jubilaciones

Tras su llegada a la gobernación de Santa Cruz, en diciembre de 1991, Néstor Kirchner resolvió reducir salarios públicos y jubilaciones provinciales como mecanismo para paliar el déficit fiscal que venía arrastrando la provincia. Por caso, el ex presidente recurrió en su pasado político a una medida que ha criticado duramente todo el arco kirchnerista desde su llegada al Gobierno nacional, en 2003.

El 2 de enero de 1992 Kirchner firmó el decreto provincial 309/92 determinó un descuento de hasta el 15% en todos los sueldos públicos y jubilaciones provinciales. La norma incluyó en su artículo 1 la “imposibilidad de pago” de las remuneraciones de diciembre de 1991 y la segunda cuota del aguinaldo.

Con dos artículos adicionales, el entonces gobernador santacruceño creó un registro de empleados provinciales para los que quisieran renunciar a sus puestos a cambio de un retiro voluntario e “invitó a las municipalidades de la provincia que se encuentren en emergencia económica y administrativa a que tomen medidas similares” (artículo 5).

Los municipios de la provincia se plegaron a la iniciativa con excepción de Río Gallegos y Pico Truncado.

Además del gobernador, el decreto fue firmado por Ricardo Jaime, ministro Secretario de la Gobernación, que luego ofició de secretario de Transporte de la Nación (2003-2009). Actualmente la Justicia lo investiga por corrupción y está procesado por recibir dádivas durante su función pública.

En las firmas siguen Carlos Hugo Muratore, ministro de Educación, que fue nombrado en el gabinete provincial tras su paso como secretario general de la gobernación de Santa Cruz en tiempos de la dictadura; Carlos Zannini, ministro de Gobierno provincial (1991-1995) y actualmente secretario Legal y Técnico de la Presidencia; y Alicia Kirchner, ministra de Asuntos Sociales y actual ministra de Desarrollo Social de la Nación.

Alfredo Martínez, intendente de la capital provincial de Santa Cruz (1991-1999) y actual senador nacional por la UCR, afirma que “al momento de aplicarse la reducción de salarios en la provincia la provincia estaba prendida fuego y con un déficit infernal” y “Kirchner entendió que el ajuste también tenía que hacerse por el lado de los sueldos y jubilados”.

Martínez agrega que si bien Río Gallegos no tenía un problema grave de déficit, la situación financiera era mala: “en aquel momento tuve que salir a refinanciar a los proveedores, parar por un año la obra pública y recortar al máximo gastos operativos del municipio”.

El ex gobernador santacruceño, Sergio Acevedo, por entonces intendente de Pico Truncado, explica que “Kirchner redujo sueldos y jubilaciones de acuerdos a los valores que podía pagar la provincia en aquel momento” y más tarde “las deudas salariales y de haberes de diciembre se fueron devolviendo en cuotas”. “Si bien con el paso del tiempo hubo aumentos de salarios, se hizo con mecanismo de premios no remunerativos”, agrega.

Tanto Acevedo como Martínez concuerdan en que Kirchner tuvo “viento a favor” para encauzar las cuentas provinciales. Luego de aplicar el ajuste fiscal en la provincia, se incrementaron los montos de coparticipación federal de impuestos, cobró del Estado Nacional el juicio por regalías petroleras mal liquidadas y creció de valor el precio del barril de petróleo.

El día que Kirchner rebajó 15% sueldos y jubilaciones

El día que Kirchner rebajó 15% sueldos y jubilaciones

No comments yet.

Leave a Comment