Facebook Twitter RSS Reset

¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.

¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.

Bienvenidos a este post qué más que eso será un espacio en donde pido a cada uno que lo visite, por favor deje un comentario al respecto acerca de sus ideales, acerca del tema a tratar.

Quisiera aclarar que este post es de mi autoría por que no he podido hallar mucha información al respecto del por qué ¿”Dios” no puede aterrarse de lo que ha creado? Aunque he tomado un poco de información enviada por amigos y más personas a las que les he preguntado para realizar este post.

Por otra parte pido qué haya algo de respeto, por que somos libres de creer así sea en un avión. No quiero que este post sea una ofensa hacia algún grupo o comunidad religiosa o a cualquiera que crea en “dios” más bien que sea un espacio en donde podamos deliberar con la información de lo que pienso al respecto.

Espero sea de su agrado.

Empecemos:



1. Religiones impuestas o inculcadas ¿de donde nace mi deseo de creer en “dios” o el por qué fuí bautizado o hace un tiempo iba a la iglesia?



¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.
¿Te has preguntado?

«¿Porque no eres hinduista? porque naciste en América y no en la india si hubieras nacido alli, lo seríasSi hubieras nacido en Dinamarca en época de los vikingos creerías en Thor; si hubieras nacido en Grecia antigua, creerías en Zeus; Si hubieras nacido en el Africa central creerías en el gran Ju JU de la montaña no hay razones para creer en el Dios judeo-cristiano, sólo porque por accidente naciste aqui»

Aqui nos dice que nosotros somos el resultado de la influencia de nuestra cultura y que tenemos la religión predominante en nuestro medio (determinismo geográfico)

Dato curioso:

¿de que por nacer en determinada región, somos (ineludiblemente) seguidores de la religión predominante?

En resumen hablemos de este personaje.

¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.
Información tomada de otra fuente.

ALGUNOS DATOS SOBRE RICHARD DAWKINS

¿Cuantas veces han visto a esta cita, usada como argumento de que tenemos la religión que predomina en el lugar en que nacimos, citado por las páginas ateas? probablemente varias y es que Richard Dawkins es hoy en día, el activista ateo más famoso del mundo y por ello, es citado constatemente en los sitios de los no creyentes; es el mismo que viene alentando, en todo espacio y medio de comunicación donde él se presente, que todos los ateos deben pasar a ser militantes y activistas para generar la gran revolución social que erradique a la religión. Es autor del “Espejismo de Dios, un libro proselitista de la no existencia divina, con superventas millonarias y el año pasado (2012), intentó reunir a la mayor concentración de ateos en los Estados Unidos (Washington) país en el que ha emprendido continuas giras con sus conferencias denunciando a la religión en general como la raíz de los males

En Inglaterra es una “estrella” porque sus debates tienen altos raitings y es un reconocido lider de opinión, es también doctor honoris causa en diferentes universidades . En el 2007 fue incluído dentro de los 100 hombres más influyentes del mundo por la revista TIME y el año pasado fue elegido por los lectores de una revista, como el “pensador más importante del mundo” Más de 60 organizaciones ateas lo respaldan formalmente en su lucha frontal antirreligiosa y otras difunden todo lo que dice. El 2010 exigió que el Papa Benedicto XVI fuera arrestado durante su visita a Inglaterra para ser juzgado por una corte internacional por los casos de pederastía en la iglesia y fue organizador de la marcha antipapa y de varias pro laicismo. Es también promotor del bus ateo y hace campañas para que se erradique a la religión de la educación

Es sin duda el ateo más influyente del mundo, autor prolífico de diversas obras que se usan como justificación intelectual, del ateísmo agresivo e irrespetuoso de hoy

Alguna frase celebre para los que ya lo conozcan y los que no igual delen un vistazo

¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.
¿A que quiero llegar con todo esto?

Mi opinión:

Entrar un poco más en el tema, saber.

1. ¿En que estoy creyendo?

2. ¿De donde nace mi religión?

3. ¿Y el por que debo seguirlos y someterme a cuyas leyes o “mandamientos” de dicha religión?

4. Como esta y muchas preguntas más deberías de hacerte al respecto antes de empezar a creer en lo que te es dado o quieres seguir. Quizá esto puede ser mi opinión, otras personas con las que poco he hablado suelen decir que se someten por que sí y por que les gusta… En fin…

Suelo respetar siempre distintos puntos de vista, solo que a veces es bueno sentar cabeza y asesorarse.

Ahora bien como este exponente hay muchos más.

¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.
Pero bien…

2. Ahora en nuestro librepensar imaginemos un “dios”

Si “dios” existiera ¿por que no muestra su rostro ante una humanidad deplorable que no hace más que auto-destruirse y buscar donde poner algo de “fe” en algún ser magistral que les prometa un cielo pacifico o un lugar de descanso, donde las almas puedan reposar todo un mártir o un lago de dolor que ha sido la tierra para ellos.


¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.

3.Ya con un “dios” divulgado por todo el mundo, “dios de paz”, omnipresente,omnisciente y todo poderoso aquel que trae las buenas nuevas y el plan de salvación.

Aquel que fue crucificado por “nuestros pecados” ¿pecados que he recibido aún sin haber existido?

Ese ser que unos afirman ha dejado un libro en la tierra el cual debemos leer y recibiremos sabiduría, pero no cualquier tipo de sabiduría, “un alimento espiritual” qué nos ayudará a marcar firmes paso sobre nuestro suelo y un par de reglas que se deben seguir, a mi opinión no se si sean mandamientos escritos por “dios” o una mujer celosa. Ya muchos sabrán de que libro estoy hablando

La Biblia: ¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.


Cada uno es libre de darle el valor a esta, pero en resumen por esto podían haberte matado en otros tiempos. Ya algunos habrán escuchado de la inquisición y sus macabras torturas en fin…

4. Ahora reitero si existe “dios” ¿por qué temería ante su pueblo de mostrar su rostro?



¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.
Opinión al respecto:

Este “dios” quizá con su ausencia lo que quería dejar en duda era su ¿existencia?

¿No se han preguntado? ¿O realmente solo soy yo?

Si se habla de que somos hechos a imagen y semejanza de el, esto en mi opinión podría decir qué si yo creo sentimientos negativos o positivos estos vienen de raíces de mi “creador” “mi ser supremo” ¿o nacen por si solos?

Me refiero, que mi creador también puede manejar los anti-valores así como nosotros mismos, ¿”dios” que miente? ¿”dios” que está lleno de ira? ¿O “dios que también odia?

Lo dejo a su libre albedrío

Qué quizás “dios” ese ser todopoderoso ahora mismo ¿teme de lo que ha creado? Razón por la cual oculta su rostro.

Si somos su “creación” ¿disfruta de ver masacres, violaciones, guerras, dolor y todo el caos que envuelve nuestra tierra?



¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.

5.¿No le tenemos temor?

¿Ahora somos más fuertes que nuestro “creador”?




Lo único que pude encontrar acerca del tema navegando por la web, aquí comparto con ustedes un pequeño resumen abajo dejaré el link para los que deseen leerlo completo.

MILLENNIUM: FEAR AND RELIGION.

MILENIO: MIEDO Y RELIGIÓN.

MILLÉNNAIRE: PEUR ET RELIGION.



Dios teme al hombre: el hombre teme su destino

Natalia González de la Llana Fernández. Instituto de Ciencias de las Religiones. Universidad Complutense

Desde el principio de los tiempos míticos parecen los dioses haber querido frustrar el ansia de autosuperación del ser humano, su voluntad inquebrantable de conocimiento, su búsqueda de inmortalidad y su ardiente deseo de sublimación. Tan sólo la envidia o el orgullo herido por las osadas pretensiones del hombre eran explicaciones lógicas para un comportamiento cruel e inmaduro que hundía a la especie forjada por sus propias manos en la miseria y la desesperanza.

Ya en el mismo relato bíblico de la pérdida del paraíso, la imagen que se nos ofrece de Yahvé es la de un dios fuerte y poderoso que niega a sus criaturas primero el árbol del conocimiento y, posteriormente, el árbol de la vida, con la intención de evitar que llegasen a ser como su creador. Es como si dios temiera que el hombre se convirtiese en un peligro, como si temiera que le superase en sabiduría o en poder. O quizás sea, en realidad, como si el ser humano responsabilizase a su dios por el estado de desamparo y debilidad íntima que había impuesto sobre su figura de barro. Destinado sin remedio al sufrimiento incomparable de saberse fugaz, sólo al creador puede considerar culpable de su perdición.

También en la historia de la torre de Babel, presenciamos las consecuencias del pecado de orgullo de la humanidad. Intentar levantar una gran ciudad y una torre que alcanzase el cielo, obtuvo como respuesta divina la diversificación de las lenguas y la dispersión geográfica que acabarían configurando los distintos pueblos y culturas, pues “si esto no es más que el comienzo de su actividad, , nada de lo que decidan hacer les resultará imposible”.

El hombre ha sido creado como un ser limitado y no debe intentar sobrepasar las fronteras que su propia naturaleza le impone, no debe desear la trascendencia, la ascensión hacia formas de vida superiores, hacia mundos prohibidos, porque en su vuelo anhelante encontrará siempre un sol poderoso y abrasador que fundirá sus alas de cera, encontrará un dios implacable que castigará su desobediencia con los abismos infernales, encontrará una y otra vez la caída, sólo la caída.(1)

Esto es lo que parecen decirnos estos mitos antiguos. No se puede emular a dios, no se puede renegar de la propia finitud, sin correr el riesgo de perderlo todo. No se puede ofender a Zeus y ayudar a los hombres sin acabar encadenado en el Cáucaso como Prometeo. El castigo es ineludible y, sin embargo, el Romanticismo hizo del Titán ese héroe incoformista y noble que echa en cara al rey de los cielos su tiranía, su falta de corazón, su frialdad hacia el ser humano, y le augura el fin de su poder y la llegada de una realidad nueva en la que el hombre adquiera el papel protagonista y tome las riendas de su existencia. La lucha contra la propia fragilidad esencial, contra el dios todopoderoso está perdida de antemano, pero la victoria de Prometeo, la victoria del hombre está en la lucha misma y en la confianza en el futuro de la humanidad.

No obstante, a pesar de la fe de un Shelley o un Goethe en la liberación proporcionada por la independencia respecto de la divinidad opresora, lo cierto es que otras obras como Frankenstein, El Dr. Jekyll y Mr. Hyde o El retrato de Dorian Gray demuestran que no es necesaria la presencia de un dios o de una religión para que el hombre sienta su deseo de conocimiento o su búsqueda de la eterna juventud como un pecado, como una falta contra la naturaleza, como una extralimitación fruto del orgullo y la vanidad. La usurpación de los derechos de la divinidad, de sus prerrogativas indiscutibles, el afán de imitarle en su capacidad creativa, aparecen como delito punible en todas las ocasiones, porque lo que realmente reflejan estos relatos es la conciencia humana de no poder rebasar las limitaciones que le impone su naturaleza.

El Dr. Frankenstein pagará con la vida de sus seres queridos y con la suya propia el descubrimiento del principio de la existencia, el intento de crear un nuevo ser sin recapacitar previamente sobre las consecuencias morales de sus actos, sin pararse a pensar sobre el sufrimiento y la soledad que iba a provocar en la desgraciada criatura hija de su intelecto.(2)

El relato de Mr. Hyde refleja asimismo el caso del científico ambicioso que pretende superar a la naturaleza con sus experimentos, que desea liberar al hombre de su faceta más negativa, consiguiendo tan sólo autodestruirse entre el remordimiento y la desesperación impotente.



http://www.ull.es/congresos/conmirel/gondela1.html

Aún no quisiera terminar el post, pero agregaré información después si el tema motiva a generar un debate.

Luego subo más información, espero que el tema haya sido de su total agrado, comenten porfavor quisiera saber que piensan de esto, agreguen, recomienden en fin hay les comparto un poco de mi pensamiento.

¿Dios le teme a lo que ha creado? Hablemos un poco del tema.

No comments yet.

Leave a Comment