Facebook Twitter RSS Reset

Diez películas inspiradas en obras de arte

Diez películas inspiradas en obras de arte

Diez películas inspiradas en obras de arte

El artista tuvo una visión. Una apocalíptica escena se desveló ante sus ojos por un instante. Un momento perdido en el tiempo, un futuro incierto, atemporal. Parecía que lo que vio podía suceder en ese momento, en tres, quince o mil años. Intentó olvidarlo, pero siempre que cerraba los ojos la imagen regresaba, así que hizo lo que sabía hacer mejor: pintar. Las brochas se convirtieron en el borrador de su memoria. Mientras más pintura había en el lienzo, más fácil era reconciliarse con la vida y sacar de su mente esa catastrófica escena. Al terminar el cuadro, el pintor se encontraba en calma; el arte fue su terapia.

Más de un siglo después, otro artista vio la obra y, como si se tratara de una regresión, supo que debía utilizarlo, hacerlo parte de su obra para que también, tal como el pintor original, pudiera sacar de su mente esa imagen. Esa es la forma en la que Guillermo del Toro se inspiró en Goya para crear uno de los monstruos más recordados de todo su imaginario. El arte que trasciende en el tiempo para regresar, cíclicamente a una nueva etapa.

Diez películas inspiradas en obras de arte

Es romántico que un artista se inspire tan profundamente en una pintura antigua o en otra obra de arte, y es innegable que en el cine, mucha de la inspiración sea tomada de famosas representaciones pictóricas del pasado. Hay artistas que deciden utilizar las obras para ilustrar sus películas. Un ejemplo es, de nuevo, la pintura “Saturno devorando a su hijo” en la película de Oliver Stone “Wall Street: Money Never Sleeps”. La pintura aparece para demostrar la capacidad financiera de los protagonistas y cuando es destruida, muestra que un arrebato de furia puede costarle “la vida” a una obra de arte invaluable. También hay otra forma de mostrar el amor a la pintura, y esa es recreándola de alguna forma durante la película.

Son muchos los artistas que han encontrado la forma de insertar sus influencias en la obra, hay otros que han decidido que alguna pintura es perfecta para la película que están filmando. Las películas que a continuación presentamos tal vez no estén inspiradas en su totalidad en una pintura, pero con atención en los detalles podemos ver que hay escenas, lugares u objetos que tienen un pasado pictórico. Pinturas famosas en películas no tan conocidas o películas realmente trascendentales que incluyeron alguna obra que hoy sólo es valorada por la cinta que inspiraron. La mejor manera de rendir tributo al arte es viéndola y viviéndola, pero adaptarlo y darle nueva vida es realmente honorable.

“Metropolis” (1928), Fritz Lang

Diez películas inspiradas en obras de arte

La película muda más importante de la historia fue un parteaguas en la entonces joven industria cinematográfica. La enorme producción alemana demostró que el cine puede contar historias tan complejas como una novela y la historia de una sociedad dividida tajantemente se ha convertido en un clásico que es y será estudiado hasta el fin del séptimo arte. la pintura “La torre de Babel” del pintor Pieter Bruegel inspiró el famoso edificio que se ve en el fondo cuando en la cinta se observa la metrópolis en su totalidad. Innovación de efectos especiales es por lo que es recordada la escena en la que se ven autos, edificios e incluso aviones. Hoy sabemos que así no será el año 2026, pero ese guiño a la historia del arte es uno de los primeros tributos del cine a la pintura.