Facebook Twitter RSS Reset

Damiani avergonzado de su propio club

“El equipo no tiene alma”

Juan Pedro Damiani fue categórico al hablar del momento del equipo que preside. “Juega rematadamente mal”, dijo. Y añadió: “La hinchada no merece sufrir tanto para ganarle a Rentistas”.

Damiani avergonzado de su propio club

“Fue la mejor práctica del año”, había dicho el gerente de fútbol de Peñarol, Juan Ahuntchain el jueves tras el movimiento de fútbol en el que los titulares vencieron por varios goles a los suplentes.

Sin embargo, ese mismo equipo, fue el que enfrentó a Rentistas el domingo en el Centenario y aunque ganó dejó a los hinchas con un mal sabor de boca.

Prueba de ello es que las 25.000 personas que fueron al estadio a alentar al equipo desaparecieron en pocos minutos del escenario. Se fueron rápidamente y con bronca, como si el equipo de sus amores hubiera caído frente a los “bichos colorados”.

Muchos se fueron preocupados por la actitud de los futbolistas, sobre todo en la primera media hora del partido. Sólo Nahitan Nández se salvaba de la críticas de los hinchas.

“Parecemos un equipo híbrido. No tenemos una característica definida: ni marcamos ni jugamos”, dijo ayer por la tarde Juan Ahuntchain, mientras restauraba una silla. Es que trabajar con madera, incluso tallarla es la forma que tiene el gerente aurinegro de sacarse la bronca. Como el presidente Damiani, que se dedicó a boxear, tras la goleada sufrida frente a River Plate.

“Lo que aprendí a los golpes en la vida es que primero que nada hay que ver el diagnóstico. Y por suerte con Pablo coincidimos en el diagnóstico. Peñarol juega rematadamente mal y no tiene el alma que tienen que tener los equipos de Peñarol”, dijo ayer el presidente Juan Pedro Damiani.

“Me hubiera quedado preocupado si Bengoechea me hubiera dicho que al menos ganamos, o algo así. Pero los dos vimos el mismo partido”, añadió Damiani.

“Es cuestión de darse cuenta, hay que cambiar. Como Tabárez que venía medio ahí, hizo cambios y Uruguay jugó dos partidos fantásticos y la gente se fue loca de la vida. Yo tengo que ser optimista, A Pablo se le va a dar. En Peñarol hay muy buenos jugadores, quedé muy molesto porque la hinchada de Peñarol no merecía sufrir tanto para ganarle a Rentistas, con el respeto que me merece Rentistas y reconociendo que jugó muy bien”.

Damiani explicó, a su vez, lo que le quiso decir a Bengoechea el domingo tras el partido cuando el dijo que jugando así no “había futuro”.

“Es que jugando así no hay triunfos. El año que viene Peñarol tiene muchas cosas importantes que jugar. Queremos ganar la Libertadores y festejar el Campeonato Uruguayo número 50 en nuestra cancha, pero jugando así no hay posibilidades”, dijo el titular carbonero.

“Jugando mal es mucho más difícil ganar”, coincidió Marcelo Areco. “Es difícil saber qué pasa, no sólo para nosotros, para los jugadores y los técnicos también”, agregó el directivo de la 2809.

La interrogante sobre de quién es la culpa del mal momento futbolístico del equipo, si del entrenador o de los jugadores, está instalada. “Todos tenemos que ser críticos. El plantel de Peñarol es para mucho más que lo que se ve”, dijo Damiani al respecto.

Bengoechea lleva ya nueve meses dirigiendo el equipo y el actual plantel fue armado por él. Los futbolistas, mientras tanto no rinden como deberían o podrían según sus credenciales. Ni siquiera Diego Forlán. Y ahí surge otra pregunta: ¿a Forlán no le pasan la pelota como deberían o es él que también está bajo?

Para Areco la responsabilidad es de todos. “Todos los que participamos de una forma u otra, tenemos responsabilidad. Los jugadores, los técnicos y los dirigentes, porque el club va en el camino que lo llevan los dirigentes. Y hasta los hinchas, que sentados en la tribuna se impacientan porque las cosas no salen a los 15 minutos de juego, también tienen su cuota de responsabilidad”, explicó Areco.

“La vida de Pablo (Bengoechea) se va en el Apertura”, tiró ayer una fuente cercana al Consejo Directivo aurinegro, que este mediodía llevará a cabo se reunión semanal.

No comments yet.

Leave a Comment