Facebook Twitter RSS Reset

Curtite un poco con este post sobre literatura

Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literaturaGIF

autores
Traigo este post para todos lo que les gusta la literatura, los libros o son bibliófilos empedernidos como yo. Espero que sepan disfrutarlo, trato de responder al máximo algunas cuestiones, como por ejemplo el tema de Ebooks con libros tradicionales, algunas curiosidades como premios nóbeles y los mejores libros según TIME. Empecemos.

Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura

Okay, vamos con lo heavy. A las personas que les gusta leer, sabrán los distintos formatos en los que llegan los libros, no solo las ediciones en papel. El más controversial en sus inicios (aunque no por eso desprestigiado) fue la tinta electrónica, o E-Ink. ¿La razón? Los mas puristas de la lectura veían y ven como algo que vino al mundo en vano: la E-Ink no reemplazará el papel.

Desde mi punto de vista, esto no necesariamente es así. Los dos formatos son aceptables, pueden coexistir, ya que, aunque puedas conseguir un libro electrónico en tu teléfono, tu tablet o tu E-Reader, nada puede sustituir la sensación de tener un libro de papel en las manos.

libros
Curtite un poco con este post sobre literatura
nobel

Ventajas y desventajas de ambos formatos:

  • Accesibilidad: El libro electrónico se ve limitado por no poder prescindir del dispositivo que lo reproduce, bien sea este una computadora, un teléfono inteligente, un e-reader. Y bien sabemos que el uso de estos artefactos pueden verse afectados por ciertas contingencias, como la disponibilidad de energía eléctrica, duración de la batería, la posibilidad de acceder a Internet, entre otras.

  • Almacenamiento de los libros: Si las bibliotecas personales generan un problema de espacio físico en casa, imagínense como es este asunto a gran escala, verbigracia, en las bibliotecas de las universidades, o en las bibliotecas Nacionales. En este aspecto, el libro electrónico tiene una clara ventaja frente al libro tradicional. Es más fácil, y más barato, almacenar libros en formato digital, que libros de papel encuadernado.

  • Edición: Los libros electrónicos permiten la auto-edición, o la edición del propio autor, sin que medie una editorial. Así, el autor puede publicar su libro colgándolo en algún portal en Internet, o en su blog personal. La ventaja de los libros electrónicos “editados en casa” es una prerrogativa con la que no cuentan los libros tradicionales en papel, que requieren una ardua labor de edición, y que suele ser bastante onerosa. No obstante, cabría señalar que la calidad en la auto-edición no sería la misma.

  • Portabilidad: Sin duda alguna, el poder almacenar 1.000 libros en un dispositivo electrónico portátil, hace una gran diferencia frente al libro de papel tradicional. El peso de estos últimos, hace inviable el poder trasladar una gran cantidad de libros físicos de un lugar a otro. Los librófilos se ven diariamente enfrentados a la incomoda situación de cargar con el peso de libros en el metro, en el carro, en la oficina y en la universidad. Muchas veces, tenemos que prescindir de un libro por no querer cargarlo todo el día.

  • Conservación del medio ambiente: Los árboles son los que aportan la materia prima para la confección de los libros tradicionales. En ese sentido, pareciera que el libro digital es un libro ecológico, que no afecta al ecosistema. Pero, si reflexionamos un poco sobre este asunto, veremos que no son tan ecológicos como pretenden hacer ver la industria que los promociona. Basta con preguntarnos: ¿Adonde irán a parar los reproductores de libros digitales una vez que dejen de funcionar? ¿Sus componentes, expuestos al medio ambiente, son más dañinos que la tala de árboles? ¿Todos los dispositivos electrónicos son reciclables? ¿Qué porcentaje de estos van a los océanos o a los basureros públicos?

  • Precio/Valor: Los libros electrónicos tienden a ser más económicos que los libros impresos en papel. Aquí hay una clara ventaja. Si bien es cierto que el libro digital amerita cierta tecnología para su elaboración, distribución y comercialización, ésta termina siendo menos onerosa que la edición e impresión tradicional en papel.

  • Adaptación y manejo del libro: Los libros electrónicos permiten adaptar el tamaño de letra, el contraste y el brillo de la pantalla. También permiten copiar el contenido del libro, facilitando la labor necesaria para realizar citas textuales. Así mismo, cualquier e-reader permite buscar palabras dentro del texto, con una rapidez que nunca podrás igualar en el libro tradicional. Esto es una clara ventaja frete al libro de papel, que es por su propia naturaleza inmodificable. No obstante, la experiencia de lectura con un libro tradicional no ha sido igualada con el libro digital. Si no lo cree, vea el siguiente punto.

  • Comodidad: Lo que muchos vendedores no dicen, es que el cristal, o la pantalla digital, de los reproductores de libros electrónicos como el Kindle, el Sony Reader y el Nook de Barnes & Noble, generan un molesto reflejo de la luz externa. Para solucionar esto, el lector debe adoptar una posición estratégica entre su visión, el e-reader y la fuente de luz externa, que normalmente resulta bastante incomoda para leer. Personalmente, creo que esto es lo que más me desagrada de las “consolas de lectura”. El libro tradicional sigue siendo mucho más cómodo para leer bajo circunstancias normales. De cualquier manera, las nuevas generaciones de e-readers vienen con una luz integrada frontal o lateral que no cansa la vista y es ideal para leer en plena noche.

  • Versatilidad: Con un reproductor de libros electrónicos tienes la posibilidad de ingresar a Internet, mientras lees un libro digital, para copiar y pegar las palabras claves que deseas consultar en la red, bien sea en diccionarios en línea, enciclopedias virtuales, buscar diagramas o fotografías que ejemplifiquen lo que estas leyendo. Y si encuentras un artículo interesante en la red sobre el tópico que estabas buscando, podrás descargarlo para seguir leyéndolo en tu dispositivo digital.

  • Enlaces en el cuerpo del libro: El libro electrónico puede incluir hipervínculos en el propio texto, que te lleven a la página web personal del escritor, por ejemplo, o al lugar donde se encuentran las referencias que el autor está citando. También puede contener enlaces que te permitan visualizar audio, vídeo, imágenes o animaciones. Por su parte, el libro tradicional, solo puede hacer enlaces al glosario, al pie de página, y a elementos dentro del propio cuerpo del libro.

  • Durabilidad: Los libros tradicionales se ven perjudicados por el paso del tiempo. Las páginas se vuelven amarillas, acumulan polvo, se humedecen, pueden engendrar hongos, y es bastante molesto cuando se desprende alguna que otra hoja de un libro viejo, cosa que no sucede con los libros electrónicos.

  • Leer antes de comprar: Algunos vendedores de e-books permiten que el potencial comprador pueda leer, de forma gratuita, el primer capítulo de un libro digital antes de decidirse a comprarlo. Esto difícilmente se puede realizar en las librerías que comercializan con los libros tradicionales.

  • Intercambio: No es igual prestar un libro impreso, que prestar un libro electrónico. Sencillamente, no se siente lo mismo. Con el formato digital no hay ese desprendimiento material que genera una sensación de intercambio físico. Aunque en ciertos casos, el préstamo de un libro tradicional puede desencadenar una hostilidad con aquellas personas que no devuelven el libro que fue prestado. Pero eso es otra cosa.

Algunas conclusiones:

Así y todo, la edición de libros en papel sigue cayendo, así como su venta. Pero también es cierto que estamos en crisis y el consumo ha bajado en general. ¿Eso quiere decir que la lectura de libros en e-readers sigue aumentando al mismo ritmo? No tiene por qué. Una encuesta del año pasado (2013) entre jóvenes británicos dice que: el 62% de los chicos y chicas entre 16 y 24 años preferían el libro físico de papel frente al digital. Precisamente en una franja de edad en la que las pantallas van unidas casi a la personalidad. Las respuestas, sin mucha sorpresa, suelen ir asociadas al valor emocional del libro: su olor, su capacidad de ser coleccionado, la venta de segunda mano, el préstamo realmente personal.

Parece que más de 5 siglos de tecnología de impresión no van a dejarse borrar del mapa tan fácilmente. Y luego está todo el tema de las revistas que no acaban de despegar en digital y el boom de las revistas en papel independientes y distribuidas globalmente.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura

  • Nobel de 1945: Gabriela Mistral (Chile, 1889-1957)

El primer Premio Nobel galardonado a un escritor latinoamericano fue a esta poeta, quien hasta hoy sigue siendo la única mujer de un país hispanohablante que lo ha recibido. Su poesía gira en torno a la maternidad, el amor, la naturaleza y la muerte. Prefería el lenguaje coloquial a la afectación esteticista del modernismo. Sonetos de la muerte (1914), Desolación (1922), Ternura (1924) y Tala (1938) son algunos de sus poemarios más importantes.

  • Nobel de 1967: Miguel Ángel Asturias (Guatemala, 1899-1974)

El tema indigenista y el compromiso social protagonizan las obras de este novelista, poeta y dramaturgo. En 1946 escribió Señor Presidente, novela que denuncia la injusticia, la corrupción y la dictadura en Guatemala. Hombres de maíz (1949), considerada su obra cumbre y emblemática del realismo mágico, fue inspirada por la cosmovisión de la cultura maya y pone en evidencia los males del capitalismo.

  • Nobel de 1971: Pablo Neruda (Chile, 1904-1973)

Aunque Veinte poemas de amor y una canción desesperada (1924) sea la obra más conocida de este poeta chileno —ha vendido más de 1 millón de copias— muchos consideran el poemario Residencia en la tierra (1935), que se diferencia por ser más pesimista, vanguardista y hermética, la más importante. En 1950 se publicó Canto General, su libro de mayor compromiso social, y pocos años después, Odas Elementales (1954-57) que da un giro hacia la sencillez y el humor. Su evolución muestra la versatilidad extraordinaria de este gran escritor.

  • Nobel de 1982: Gabriel García Márquez (Colombia, 1927)

Figura emblemática del realismo mágico y uno de los componentes más importantes del Boom Latinoamericano. Su novela Cien años de soledad es una de las obras más importantes de la literatura hispánica–Pablo Neruda la llamó “El Quijote de nuestro tiempo”–. Otras obras importantes incluyen la novela corta El coronel no tiene quien le escriba (1961), en que resalta su compromiso social. Además del género novelístico, ha destacado en el relato breve y en el periodismo.

  • Nobel de 1990: Octavio Paz (México, 1914-1998)

Cultivó la poesía y el ensayo, y además fue embajador de México a la India, pero renunció a este cargo en protesta al gobierno mexicano después de la matanza de los estudiantes en la Plaza de las Tres Culturas de Tlatelolco en 1968. El Laberinto de la soledad (1950), una colección de nueve ensayos, es una de sus obras más influyentes y aborda el tema de la identidad mexicana. Recibió el Premio Cervantes en 1981.

  • Nobel de 2010: Mario Vargas Llosa (Perú, 1936)

Este novelista y ensayista es una de las figuras más importantes del Boom Latinoamericano. La ciudad y los perros (1963) es su primera novela y una de las más importantes. Ésta y varias otras obras del escritor, como La fiesta del chivo (2000) han sido llevadas al cine. En 1990 se postuló como candidato a la presidencia su país natal y aunque no ganó la elección, ha ganado muchos premios: además del Nobel, ha sido galardonado con el Premio de Príncipe de Asturias de las Letras y el Premio Cervantes.

Curtite un poco con este post sobre literatura

literatura

nobel
Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura

Miguel de Cervantes (1547 – 1616)

Curtite un poco con este post sobre literatura

El manco de Lepanto nos brindó “el mejor trabajo literario jamás escrito”, según el prestigioso Norwegian Book Club. “Don Quijote”, que se ha convertido en el libro más editado y traducido de la historia después de la Biblia, es la primera obra de caballerías que desmitificó la tradición caballeresca. La obra de Cervantes forma parte de la literatura desde hace más de 400 años, pero también entró en la historia del séptimo arte gracias a un maestro como Orson Welles, que rodó durante catorce años su particular visión de España a través de las peripecias de Don Quijote y Sancho Panza.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Marqués de Sade (1740 – 1814)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Las polémicas obras del Marqués de Sade han generado, inevitablemente, adaptaciones cinematográficas tanto o más polémicas que la novela original. El caso de “Saló o los 120 días de Sodoma”, de Pier Paolo Pasolini, fue uno de los ejemplo más sonados. El relato sobre los oscuros deseos sexuales de los fascistas en la Italia de Mussolini fue perseguido durante 35 años y prohibida su difusión en varios países, antes de ser encumbrada como una de las obras de culto más significativas de la historia del séptimo arte. “Justine de Sade” es otra de las novelas sobre depravación y lujuria que se adaptó al cine.

literatura

Johann Wolfgang von Goethe (1749 – 1832)

Curtite un poco con este post sobre literatura

El novelista, poeta y dramaturgo alemán que influenció profundamente en el romanticismo trasladó al papel uno de los mitos más difundidos por la literatura: “Fausto”. Esta tragedia, que ha sido revisionada posteriormente por autores como Walter Benjamin o Thomas Mann, también ha encontrado su lugar en el cine.

autores

Jane Austen (1775 – 1817)

Curtite un poco con este post sobre literatura

La novelista británica escribió algunos de los grandes clásicos de la literatura inglesa, como “Orgullo y Prejuicio” o “Emma”. La gran aceptación por las obras de Austen se produjo también en las películas basadas en sus novelas. “Mansfield Park” y “La abadía de Northanger” llegaron al cine con Patricia Rozema y Andrew Davies al frente.

ereader

Mary Shelley (1797 – 1851)

Curtite un poco con este post sobre literatura

En 1818, la escritora londinense dio vida al monstruo más célebre de la literatura, que luego se convertiría también en uno de los más terroríficos del cine: “Frankenstein”. La adaptación de la novela de Mary Shelley realizada por el director James Whale, junto con la tierna interpretación de esta criatura en busca de su identidad que hizo Boris Karloff, está considerada como una de las mejores películas de terror de todos los tiempos.

libros

Victor Hugo (1802 – 1885)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Una de las más grandes obras del siglo XIX surgió de la pluma de este poeta y escritor francés, que defendió a los oprimidos en la inolvidable “Los Miserables”. Una historia de sueños rotos, amor no correspondido, pasión, sacrificio y redención que llegó al cine de la mano de Jean-Paul Le Chanois en 1958.

nobel

Charles Dickens (1812-1870)

Curtite un poco con este post sobre literatura

La obra del novelista inglés que retrató la era victoriana a través del humor, la ironía y la crítica social, generó un gran impacto en la sociedad de la época por el claro desafío a sus convenciones y estereotipos. Los matrimonios entre miembros de diferentes clases sociales, las conversaciones abiertas sobre la vida íntima o el atrevimiento de tocarse en público son sólo algunos de los ejemplos de transgresión en las novelas de Dickens que escandalizaron al público conservador, pero que al mismo tiempo permitieron hacer avances en el pensamiento de la época.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Herman Melville (1819 – 1891)

Curtite un poco con este post sobre literatura

La épica batalla entre el hombre y la fiera que tiene lugar en “Moby Dick” llevó al escritor estadounidense a convertirse en uno de los más importantes de la historia de la literatura. Años después, Melville y el capitán Ahab han sido homenajeados por el celuloide en diversas ocasiones. Destaca la difícil adaptación de esta obra titánica que John Huston llevó a cabo en 1956, con el escritor Ray Bradbury al guión y Gregory Peck al mando del Pequod. “Call me Ishmael”.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Fiódor Dostoyevski (1821 – 1881)

Curtite un poco con este post sobre literatura

“Dostoyevski es Rusia. Rusia no existe sin Dostoyevski”. Las breves palabras del escritor Alekséi Rémizov revelan el papel que el autor de “Crimen y Castigo” y “Los hermanos Karamazov” jugó en la literatura de su país. Pero la influencia de este genio del existencialismo y del expresionismo también llegó a la literatura universal del siglo XX. Pronto el interés por la obra de Dostoyevski trascendió el papel y directores como Richard Brooks o el mismísimo Akira Kurosawa, que realizó una monumental adaptación de la intensa novela “El idiota”, lo trasladaron a la pantalla.

literatura

Julio Verne (1828 – 1905)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Uno de los padres de la ciencia ficción, célebre por sus novelas de aventuras, Verne contó con diversas adaptaciones de sus obras. La primera de ellas fue “20.000 leguas de viaje submarino” (1916), una extraordinaria película muda dirigida por el pionero del cine Stuart Paton, en cuya trama también se integran elementos de distintas obras del fantástico autor francés, “La isla misteriosa” entre ellas. El excéntrico inventor londinense Phileas Fogg también encontró su hueco en la pantalla en “La vuelta al mundo en 80 días”, una comedia a cargo de Frank Coraci.

autores

León Tolstói (1828 – 1910)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Adscrito a la corriente realista, el novelista ruso intentó con sus obras reflejar la sociedad en la que vivía. Fruto de esta inquietud, escribió novelas de la talla de “Guerra y Paz” y “Anna Karenina”. Esta última contó con una primera versión cinematográfica protagonizada por Greta Garbo en 1935.

ereader

Emile Zola (1840 – 1902)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Considerado como el padre y el mayor representante del naturalismo. Tuvo un papel muy relevante en la revisión del proceso de Alfred Dreyfus, que le costó el exilio. En los treinta y un volúmenes que comprenden las veinte novelas trazó la genealogía de más de doscientos personajes y sus textos fueron tan elogiados como criticados.

libros

Bram Stoker (1847 – 1912)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Dedicado por completo a la novela de terror, Stoker consiguió crear uno de los personajes de ficción más famosos y temidos de todos los tiempos: Drácula. La obra epistolar sobre el vampiro de los Cárpatos, inspirada en el folklore europeo, cumple en mayo 117 años sin perder un ápice de su influencia en la cultura y el imaginario popular. Incluso el cine, desde sus inicios más tempranos, no dudó en tomar esta novela como referencia. Del “Nosferatu” de Murnau hasta la fiel adaptación que Jess Franco hizo en “El Conde Drácula” o la transformación del clásico que dirigió Guy Maddin con el Ballet Real Canadiense de Winnipeg al frente de “Drácula”.

nobel

Oscar Wilde (1854 – 1900)

Curtite un poco con este post sobre literatura

El ingenioso dramaturgo y novelista irlandés, autor de obras tan reconocidas como “El retrato de Dorian Gray”, “La importancia de llamarse Ernesto” o “El abanico de Lady Windermer”, se convirtió en una de las mayores personalidades de su tiempo, y se enfrentó a la hipocresía, la estupidez y los tabúes de la sociedad británica. La intensa vida del escritor quedó reflejada en “Wilde”, la película de Brian Gilbert.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Marcel Proust (1871 -1922)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Su obra maestra, “En busca del tiempo perdido”, compuesta de siete partes publicadas entre 1913 y 1927, constituye una de las cimas de la literatura del siglo XX, enormemente influyente tanto en el campo de la literatura como en el de la filosofía y la teoría del arte. Descripciones poéticas, comparaciones y metáforas, reflexiones filosóficas y exposiciones literarias de teorías metafísicas, anécdotas, discusiones y conversaciones que entrecruzan los más variados personajes en los más diversos lugares.

Curtite un poco con este post sobre literatura

James Joyce (1882 – 1941)

Curtite un poco con este post sobre literatura

El dublinés más célebre de todos los tiempos rindió un hermoso homenaje a Irlanda en cada una de sus obras. Algunas de las más relevantes, como “Ulises” o “Finnegans Wake”, componen, además, un perfecto retrato de la naturaleza humana que atrajo a cineastas de la talla de John Huston. El director estadounidense, que sentía cierta debilidad por las obras maestras de la literatura, se lanzó a rodar el “Dublineses” de Joyce, una lección de sabiduría en la que analiza las relaciones familiares a través de una cena navideña. En ella, la música, la poesía, el baile, la gastronomía, la política, la religión, la infidelidad y la fragilidad del ser humano serán los temas de conversación de un grupo de personas absolutamente universal.

literatura

Franz Kafka (1883 – 1924)

Curtite un poco con este post sobre literatura

El padre de “La metamorfosis” escribió sobre la alienación del individuo y los conflictos interpersonales a través del existencialismo y el expresionismo, aunque algunos también lo han vinculado con el realismo mágico que inspiró a García Márquez. Además de la transformación en la que se vio envuelto Gregor Samsa nada más despertar, Kafka también es autor de “El Castillo” y “El proceso”, dos novelas que enfrentan a sus protagonistas al poder de la ley y la burocracia. Michael Haneke y Orson Welles dirigieron, respectivamente, las adaptaciones cinematográficas de estas pesadillas kafkianas.

autores

Isak Dinesen (1885 – 1962)

Curtite un poco con este post sobre literatura

La autora de “Memorias de África” (1937) y “El festín de Babette” (1952) decidió publicar sus dos mayores obras bajo este seudónimo literario, a pesar de que por aquel entonces el público ya conocía sobradamente el verdadero nombre de la escritora danesa, Karen Blixen.

ereader

Vladimir Nabokov (1899-1977)

Curtite un poco con este post sobre literatura

“Lolita” ha sido objeto de deseo por parte de cineastas como Stanley Kubrick, que contó con Nabokov para el guión de la película, o Adrian Lyne, que también la llevó a la gran pantalla en 1997. La polémica historia de amor entre el profesor Humbert y la joven Dolores no dejó a nadie indiferente.

libros

Marguerite Duras (1914 – 1996)

Curtite un poco con este post sobre literatura

La prolífica escritora francesa nos regaló una de las mejores historias de amor y guerra jamás contadas, “Hiroshima, mon amour”, a la que Alain Resnais supo hacer justicia en la gran pantalla en 1959, apoyado en todo momento por su autora, que se encargó personalmente del guión de la película.

nobel

Charles Bukowski (1920 – 1994)

Curtite un poco con este post sobre literatura

El escritor maldito se dedicó a la narrativa y a la poesía con el mismo estilo descarnado y sincero, aquel que caracterizaba sus historias sobre excluidos, fracasados y abanderados de la autodestrucción, personajes con los que él mismo se identificaba. La vida de Bukowski está muy presente en su escritura, incluso algunas de sus obras incluyen tintes autobiográficos. Es el caso de “Factótum”, la historia sobre un escritor aficionado a la bebida que no logra vivir de su producción literaria. Un Bukowski en estado puro que Bent Hamer decidió adaptar a la pantalla en 2005.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Truman Capote (1924 – 1984)

Curtite un poco con este post sobre literatura

Uno de los máximos referentes del Nuevo Periodismo estadounidense y creador de la non-fiction-novel, Truman Capote, escribió algunas de las obras más relevantes del siglo XX. “A sangre fría”, estremecedor relato sobre el asesinato de la familia Clutter, fue su más celebrada novela, que le llevó casi cinco años de investigación periodística. Douglas McGrath llevó al cine todo el proceso de búsqueda que Capote puso en marcha para escribir su obra por excelencia en “Historia de un crimen”.

Curtite un poco con este post sobre literatura

libros
Curtite un poco con este post sobre literatura
nobel

Dijo André Maurois que “la lectura de un buen libro es un diálogo incesante en el que el libro habla y el alma contesta”, por esta razón, y porque los libros resultan naves viajeras para llegar al conocimiento, la revista TIME publicó una lista con, las que considera, las 10 mejores novelas de la historia.

autores

Anna Karenina, de León Tolstoi

Curtite un poco con este post sobre literatura

Esta es una de esas obras clásicas de la narrativa que permanecen a través de generaciones debido a lo que refleja, pues sus acciones logran que el lector se identifique con sus personajes. El libro ha sido adaptado varias veces para crear versiones cinematográficas que presentan la historia de la protagonista: Anna; una mujer de la aristocracia rusa quien se deja llevar por la pasión, acabando con su matrimonio; dicha toma de decisiones la lleva a convertirse en el centro de la polémica en una Rusia donde el divorcio y la infidelidad son parte de la vida cotidiana en la intimidad del hogar, pero la comidilla en las calles y las salas de baile.

ereader

Madame Bovary, de Gustave Flaubert

Curtite un poco con este post sobre literatura

Una novela controversial que dejó en evidencia a la sociedad francesa del siglo XIX; Madame Bovary, de Gustave Flaubert, fue publicada el 12 de abril de 1857, convirtiéndose, hasta la fecha, en una de las novelas más importantes de la literatura universal. El realismo, que estaba en pleno auge, se ve reflejado en la pluma de Flaubert y en su manera de documentar la realidad francesa.

libros

Guerra y paz, de León Tolstoi

Curtite un poco con este post sobre literatura

Esta es considerada como la obra cumbre del autor junto con su otro trabajo, Anna Karénina. En Guerra y paz, Tolstoi quiso narrar las vicisitudes de numerosos personajes de todo tipo y condición a lo largo de unos cincuenta años de historia rusa, desde las guerras napoleónicas hasta más allá de mediado el siglo XIX.

nobel

Lolita, de Vladimir Nabokov

Curtite un poco con este post sobre literatura

Este clásico de la literatura erótica, obra del escritor ruso Vladimir Nabokov, continúa siendo uno de los títulos más representativos del género desde que se publicó por vez primera en 1955. Esta novela trata el escabroso tema de la atracción que puede llegar a sentir un hombre mayor por una mujer joven, específicamente una niña de 12 años.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Las aventuras de Huckleberry Finn, de Mark Twain

Curtite un poco con este post sobre literatura

El protagonista de este libro es un niño desharrapado, que no va a la escuela, roba y utiliza un lenguaje “barriobajero”. A través de sus atónitos ojos de chiquillo espabilado, Mark Twain consigue realizar sus mayores ambiciones literarias, pues a partir del color local creó una historia universal cuyo impacto en el lector es profundo y duradero: todo un clásico de literatura universal.

Curtite un poco con este post sobre literatura

Hamlet, de William Shakespeare

Curtite un poco con este post sobre literatura

La tragedia se centra en las tribulaciones y dudas del joven príncipe de Dinamarca después de que recibe la visita del fantasma de su padre para pedirle que vengue su muerte a manos de su hermano Claudio.

literatura

El gran Gatsby, de Scott Fitzgerald

Curtite un poco con este post sobre literatura

Publicada por primera vez el 10 de abril de 1925, El gran Gatsby es considerada como La Gran Novela Norteamericana. Simboliza el triunfo, la perpetua juventud y el deslumbramiento que desemboca en la tragedia, la decadencia y la caída; constantes reflejadas con asombrosa precisión en la vida de Fitzgerald.

La relevancia y popularidad de la novela de Fitzgerald radica no sólo en la narrativa e inclusión del jazz en la literatura, sino, también, por el periodo en el que fue publicada: durante el auge económico de lo que algunos llaman “felices años 20”, tras el fin de la Primera Guerra Mundial.

autores

En busca del tiempo perdido, Marcel Proust

Curtite un poco con este post sobre literatura

Se suele decir que los escritores noveles utilizan numerosos elementos autobiográficos para escribir sus primeros trabajos. Y también que todos los narradores beben de sus propias biografías para escribir sus ficciones. Es justo decir que En busca del tiempo perdido es una novela autobiográfica de un escritor prácticamente novel. Para comprenderla en toda su profundidad es necesario haberse informado sobre la vida del propio Proust: su infancia, sus amigos, sus estudios, su vida de dandy en ambientes mundanos, su familia… Prácticamente todos, si no todos, los personajes que aparecen en ella son transposiciones literarias reinventadas de personajes reales conocidos por Proust: desde Swan hasta el propio narrador, alter-ego de Proust, lo que le granjeó la enemistad de algunos amigos de la alta sociedad.

ereader

Cuentos de Anton Chejov, de Anton Chejov

Curtite un poco con este post sobre literatura

Pensar en Chéjov remite a su labor como cuentista; considerado el maestro del relato corto, el ruso marcó un antes y un después en el género, esto le otorgaría un lugar dentro de los más importantes escritores de cuentos en la literatura universal. El escritor es considerado el más destacado representante de la escuela realista en Rusia por apostar por nuevas formas narrativas que dejaban de lado la moral de las obras tradicionales.

libros

Middlemarch, de George Eliot

Curtite un poco con este post sobre literatura

La novela se desarrolla en la ficticia ciudad de Middlemarch, en la región inglesa de las Midlands durante los años 1830-32. La historia tiene varias líneas argumentales y un amplio número de personajes y además de su claridad al entrelazar los relatos incluye otros temas subyacentes como la situación de la mujer, la naturaleza del matrimonio, el idealismo y el interés personal, la religión y la hipocresía, las reformas políticas y la educación.

nobel
Eso es todo gente, espero que les haya gustado y les haya servido. No olviden comentar y si les interesan mis futuros aportes, pueden seguirme. Un saludo.

autores
Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura
Curtite un poco con este post sobre literatura

No comments yet.

Leave a Comment