Facebook Twitter RSS Reset

Crisis de los veintitantos

Literalmente no sabes lo que te pasa. Un momento sientes emoción, el otro sientes tristeza, luego ansiedad, y luego paz. De repente todo eso mezclado.

A veces es como que se va a acabar el mundo. Todo va muy rápido, a veces muy lento. Sientes que el tiempo corre, y de repente los días simplemente parecer no pasar.

Algunos se comprometen, otros siguen en el bar. 

Ya no te sientes una niña, pero tampoco una mujer. Hay cosas para las que ya no estás, y hay otras para las que no te sientes preparada.

No sabes si el camino que estás construyendo es en realidad el que quieres para tu futuro. 









Crisis de los veintitantos




Sientes que fue hace días que eras la hija de papá y ahora vas por la vida en búsqueda de tu propia independencia.









Bueno, bienvenida a los 20. Nadie dijo que crecer sería sencillo. 

De pequeña siempre deseaste ser un poco más grande, y ahora que lo eres te preguntas, ¿esto es lo que quería? Yo respondo por ti: SI, un gran SI.

Puede ser que vivas en una constante montaña rusa de emociones, puede ser que a ratos no entiendas lo que está pasando, pero amiga, escucha algo. Esta es la vida, esto es lo maravilloso de la vida. Que cambiamos, que las cosas cambian, que nuestros pensamientos cambian, que nuestras prioridades cambian, que nuestro entorno cambia, y que nosotros seguimos aquí. 









Crisis de los veintitantos




Los 20 son esa etapa de transición entre la niñez y la adultez, y es de las etapas más difíciles de la vida, pero es a la vez la que más te enseña, la que te hace más fuerte, la que te hace más resistente, y, a fin de cuentas, la que te define. 

Es durante esta etapa que generalmente decides con quien pasarás el resto de tu vida. Es en esta etapa que decides qué profesión tendrás quizás para el resto de tu vida. Es en esta etapa en la que defines a tus verdaderos amigos. Dale, por tanto, la importancia que merece. Y permítete sentirte confundida, permítete llorar si es que es necesario, permítete gritar si lo es también, y permítete vivir esta etapa, que cuando menos te des cuenta, ya habrá pasado. Por más difíciles que sean, estos son años que nunca podrás recuperar.

Crisis de los veintitantos




Nadie es perfecto, y todos pasamos por esta crisis de una u otra manera. Así que con la cabeza en alto, sal tú y tu fortaleza a luchar, porque este es el mundo real.

Cuando las cosas estén bien, aprécialas y disfrútalas, nunca las tomes por sentadas. Cuando las cosas estén difíciles, confía en ti. Pases por lo que pases, será experiencia para tu futuro, y tienes toda la vida por delante. 

No comments yet.

Leave a Comment