Facebook Twitter RSS Reset

“Carta abierta a todos los argentinos que se quejan” es caca

¿Acaso los únicos dueños de la queja son los que ahora son gobierno?

¿Acaso quejarse de los que se quejan es licito si haces una carta abierta?

¿Acaso alguien se queja?

¿Acaso opinar diferente es una queja?

¿Acaso quejarse no es una palabra con significación de reproche aniñado, y una manera de caracterizar las criticas con un adjetivo negativo?

¿Acaso se deberá omitir la queja para que los supuestos mayores no nos traten de niños?

¿Acaso el ser gobierno dueño de la regla que mide la madurez del discurso de los otros?

¿Acaso el que escribio esa Carta abierta convencio a alguien que el es la persona encargada de medir el nivel de queja o no queja de un discurso?

¿Acaso disfrazar de Carta Abierta un discurso reaccionario enmascara de manera optima el afán hegemónico, totalitario, del que quiere ser discurso único y sin oposición?

¿Acaso porque un agente elige una textura imperativa y ofuscada en su relato (en este caso una supuesta carta abierta) eso lo hace verídico y fuente de conocimiento?

¿Acaso cualquier queja es golpista?

¿Acaso la necesidad de adjetivaciones, metáforas, metonimias, y comparaciones hacia el peronismo relacionándolo con una enfermedad terminal como el CANCER no tiene una historia larga y funesta?

¿Acaso la comparación es inocente y gratuita?

¿Acaso el obvio discurso socarrón del narrador de este intento fallido de iluminación profana convenció a alguien de cerrar su boca para no molestar al proclamador altisonante que nos escupe un relato idiota?

Saludos.

No comments yet.

Leave a Comment