Facebook Twitter RSS Reset

[Cagamos] Usar audífonos tiene daños irreversibles

Uso de Audífonos frecuentemente puede provocar daños irreversibles

[Cagamos] Usar audífonos tiene daños irreversibles

Los jóvenes que suelen estar expuestos a ruidos por encima a los 80 decibeles durante largos periodos de tiempo, pueden perder progresivamente la audición, al punto de dejar los oídos de los jóvenes como si tuvieran 50 años de edad. Una enfermedad llamada Presbiacusia, que solo se presenta a partir de los 50 años de edad, ya es muy frecuente en jóvenes que usan con volumen alto reproductores de música. La presbiacusia, se define como “la pérdida progresiva de la capacidad para oír, debido al deterioro producido en el sistema auditivo generado por la edad”

El daño ocasionado por pasar varias horas escuchando música con los audífonos a alto volumen es progresivo e irreversible, así que aunque se deje de usar los aparatos, la audición perdida ya no se puede recuperar. Asimismo al pasar de los años, el oído tiene una degeneración por el envejecimiento; a esto hay que agregarle las enfermedades crónicas que pueda presentar a lo largo de su vida.

La exposición excesiva al ruido también contribuye a sufrir afecciones cardíacas, dificultades en el aprendizaje, alteraciones en el sueño ó incluso depresión.

Uno de los síntomas que se presenta en aquellos que están expuestos a ruidos intensos, es la llamada “tinnitus”, la cual se manifiesta como un zumbido permanente u ocasional en el oído, que no tiene tratamiento y es irreversible.

Según la Organización Mundial de la Salud, la mitad de los casos de sordera y defectos de audición pueden evitarse a través de la prevención, el diagnóstico y los tratamientos tempranos, así que es importante evitar escuchar música a más del 60% del volumen del aparato, no escuchar música con audífonos por más de 45 minutos seguidos,reducir la exposición a ruidos fuertes, mediante la exposición de dispositivos para la protección personal y el establecimiento de medidas para controlar el ruido.

Hipoacusia y la música

Escuchar música a volumen alto a través de auriculares conectados a dispositivos como iPods o reproductores de MP3 o en conciertos musicales, puede causar hipoacusia.

La parte interna del oído contiene células pilosas diminutas (terminaciones nerviosas).

  • Las células pilosas transforman el sonido en señales eléctricas.
  • Los nervios llevan estas señales al cerebro, el cual las reconoce como sonido.
  • Los sonidos fuertes dañan fácilmente estas diminutas células pilosas.

El oído humano es como cualquier otra parte del cuerpo: un uso excesivo lo puede dañar.

Con el tiempo, la exposición repetitiva a ruidos y música a alto volumen puede causar hipoacusia (pérdida de la audición).

Decibeles del sonido e hipoacusia

El decibel (dB) es una unidad para medir el nivel de sonido.

El sonido más suave que algunos humanos pueden escuchar es 20 dB o menor.

Hablar normalmente va de 40 a 60 dB.Un concierto de rock está entre 110 y 120 dB y puede ser hasta de 140 dB justo frente a las bocinas (parlantes).Los auriculares tienen 105 dB al máximo volumen.El riesgo de daños a la audición al escuchar música depende de:

  • Qué tan fuerte esté la música
  • Qué tan cerca esté usted de las bocinas (parlantes)
  • Por cuánto tiempo y con qué frecuencia está usted expuesto a escuchar música a alto volumen
  • El uso de audífonos
  • Antecedentes familiares de hipoacusia

Los trabajos o actividades que aumentan la probabilidad de sufrir hipoacusia por la música son:

  • Ser músico, miembro del personal de sonido o ingeniero de grabación
  • Trabajar en un club nocturno
  • Asistir a conciertos
  • Usar dispositivos de música portátiles con auriculares (cascos) o auriculares tipo audífono.

Los niños que tocan en bandas escolares pueden estar expuestos a sonidos de altos decibeles, según qué instrumentos toquen o cuáles tengan a su alrededor.

Cuándo acudir al médico

Si usted tiene un zumbido en los oídos o si su audición está ensordecida durante más de 24 horas después de la exposición a música estridente, hágase revisar la audición por un audiólogo.

Consulte a su proveedor de atención médica en busca de signos de hipoacusia si:

  • Algunos sonidos parecen más altos de lo que deberían.
  • Es más fácil escuchar las voces de los hombres que de las mujeres.
  • Usted tiene problemas para diferenciar entre sonidos agudos.
  • Las voces de otras personas suenan arrastradas o mal articuladas.
  • Tiene la necesidad subir o bajar el volumen a la televisión o la radio.
  • Tiene un zumbido o una sensación de llenura en los oídos.

Referencias: ABC Medicus

Arts HA. Sensorineural hearing loss in adults. In: Cummings CW, Flint PW, Haughey BH, et al, eds.Otolaryngology: Head & Neck Surgery. 5th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Mosby; 2010:chap 149.

No comments yet.

Leave a Comment