Facebook Twitter RSS Reset

Ayuda!! Escribo una historia y no se si esta bien.

La misteriosa aventura de Lucas Jouvet

Prologo

“Atemporal”, lo llamamos así desde el día en que lo encontramos, estuve ahí, una noche fría de agosto en el barrio de Candas, no es necesario precisar el lugar exacto, de todas formas este ya no existe; llorando y cubierto con algunas sábanas, eran las 10 de la noche del 15 de agosto de 1993, no supimos de donde, o como había llegado pero ahí se encontraba en la puerta del laboratorio, lo cargamos al segundo piso donde estaban los cuartos de descanso, Marie se quedó con él, mientras nosotros en le primer piso decidíamos que hacer , a primera vista parece una situacion facil de resolver, pero no era asi, ya reunidos todos, nos miramos en silencio, lo sabíamos, teníamos un presentimiento con respecto a la aparición de este niño, esa noche nos quedamos discutiendo sobre qué es lo que debíamos hacer, surgieron las preguntas obvias, como ¿Qué tal si es una broma?, no sería la primera vez, pero esto era muy distinto, muy elaborado como para ser una simple broma, y sin embargo con muchas coincidencias con respecto a nuestras investigaciones, hace 6 años ya, que trabajábamos en completo secreto sobre la expansión de agujeros de gusano, si, viajes en el tiempo, hace 8 meses que veníamos haciendo la parodia sobre la fiesta a la cual el viajero del tiempo llega, confiábamos en que si nuestro trabajo tendría éxito en un futuro uno de nosotros regresaría, así que comprábamos un pastel por semana por si esto llegara a suceder, en medio de la discusión, bajo Marie –El niño ya se durmió dijo, mientras levantaba la carta que tenía en la mano –Esto venía con él, dimos prisa en abrirla, nada fuera de lo común, una carta escrita a computadora, con un título muy curioso, No existe lo que llamamos destino, no hay nada más que consecuencias, era algo muy llamativo, una vez abierta la carta, todos nos quedamos en silencio, no habia un mensaje del porque el niño había sido abandonado, en su lugar muchas indicaciones sobre qué hacer con él, nos miramos sabiendo que podía ser, que podía ser posible que este niño no sea de esta época, “atemporal” le pusimos de manera de broma, esa noche quedamos en no hablar de esto con nadie, pero de todas formas buscaríamos aunque fuera en vano su lugar de procedencia lo hicimos al día siguiente, con mucha discreción, llamadas y correos con fotografías hacia nuestros contactos en la policía y los hospitales, en el fondo todos sabíamos (queríamos) que jamás encontraran a sus padres, y así fue, asi que lo siguiente era cumplir con las indicaciones de la carta.

¿Alguna vez vieron ese documental en el cual, Stephen Hawking habla sobre los viajeros en el tiempo?, justo después de la primera parte que iba, sobre lo complicado que sería viajar al pasado, el mismo Hawking organiza una fiesta, esperando a un visitante del futuro, claro, este nunca llega, y concluye con; simplemente no se puede viajar al pasado, pero hay ciertas cuestiones que quizá él paso por alto; todos los obsesionados con los viajes en el tiempo sabemos o especulamos sobre lo que pasaría con el universo frente a algún cambio en la línea temporal, podríamos desaparecer todos en una clásica paradoja, o podríamos causar alguna especie de implosión espacio-temporal en el lugar donde nos encontremos y quizá una especie de agujero negro aparezca y se trague poco a poco toda nuestra realidad o como otros dicen, simplemente el universo se las arreglaría solo, ya sea reescribiendo todo a partir de ese momento o creando líneas alternas, con lo que comprobaríamos la existencia de universos paralelos, como ven es algo arriesgado viajar al pasado, no sabemos que es lo que podría pasar, y no hay voluntario, ni científico cuerdo que si quiera haya pensado en hacerlo, claro más por el hecho de que no saben cómo crear una máquina del tiempo. En resumen todas estas posibles consecuencias, dictan que alguien con conciencia viaje al pasado y lo altere de algún modo, pero que pasaría si, no se si alguna vez escucharon sobre lo qué pasaría si hipotéticamente traemos a un bebe del año 400 D.C o de cualquier forma, a un bebe Homo Sapiens desde el pasado, bueno primero lo raptamos conseguimos que llegue a esta época y lo criamos como a cualquier otro niño Claro resolviendo cuestiones como las de adecuarlo a las enfermedades actuales, para que no se nos muera de una simple gripe, pues este niño crecería como cualquier otro de esta época, ahora lo que pensamos cuando Lucas llego, era exactamente eso pero de manera inversa, un bebe traído del futuro sin conciencia alguna que pueda afectar el tiempo-espacio, lo pensamos y de esa manera lo creímos, quizá por una fe ciega de pensar que nuestro proyecto había tenido éxito y aquellas indicaciones fueran mandadas por alguno de nosotros en un futuro, indicaciones que a partir de ese día cumplimos completamente.

Lucas fue el nombre con el que lo inscribimos, lo llevamos a un orfanato una semana después un día miércoles por la mañana, tal como decían las especificaciones, logramos que la familia Jouvet lo adoptara, fue fácil, eran un par de buenas personas a las cuales la vida no les había permitido tener hijos, lo intentaron por mucho tiempo, siempre en vano, esa misma mañana al cruzar por esa puerta ellos lo vieron, se puede decir que fue amor a primera vista, agilizamos todos los trámites y se lo llevaron al día siguiente, se fue con ellos al barrio de Odeon, y tal como decía la carta lo dejaríamos en ese lugar hasta una semana después de cumplir los 16 años.

No existe un destino, solo consecuencias.

Parte 1

Capítulo 1.

Comprensión

Faltan 10 minutos para las 6 de la mañana, y Lucas Jouvet con una mirada que paralizaría a la cobra más entrenada de oriente, esperaba, no había dormido en toda la noche pensando en lo que pasaría después de ese día, una parte de su vida culminaba en un par de horas, y él estaba atento a cada detalle, los segunderos del reloj, el ruido de la calle, el frio congelando los vidrios, atento a la pequeña araña, que vivía detrás una de las vigas de su habitación desde hace ya un tiempo, cada vez faltaba menos, cada instante lo hacía estremecer, las piernas le temblaban, está listo, ya falta poco, pensaba, estuvo listo toda su vida, todo este tiempo se preparó para este día, cada paso, cada amigo nuevo, cada persona olvidada, cada fracaso, todo eso debía valer la pena; 58, 59, es hora, el reloj marca las 6, se levanta estrepitosamente coge una camisa, su abrigo y sus pantalones, corre hacia la puerta se despide de su pequeña amiga, la única compañía que tubo en estos meses, se despide de su ciudad, se despide de su mundo, Lucas Jouvet abre la puerta.

La calle, fría con algunas personas rondando alrededor adorna el escenario, y él se detiene y piensa, no…, tiene miedo, analiza todo lo que hay alrededor suyo, las personas, trabajadores y amas de casa, simples gente, que vive el día a día sin aspiraciones ni sueños, los odia, son personas resignadas, son personas asquerosas, son personas que no valen la pena, y sin embargo necesarias, quizá eso sea lo que odie más. No se decide, sabe dónde ir, duda, y si no soy yo, si no soy la persona indicada, se dice a si mismo resignando su mirada, no quiere decepcionar a nadie, siempre tubo ese miedo, decepcionar a sus amigos, a sus padres a la gente que ama, -probabilidades, dice, pensar en eso lo calma, y entonces recuerda, recuerda lo que le hizo confiar, recuerda su vida, pequeños detalles, detalles importantes, el tiempo es relativo decía, siento que he vivido mil años, he pasado tantas cosas, y como el cliché de una película, mira al cielo y rememora los viejos tiempos.

Paris, Francia 12 de mayo del 2005.

La probabilidad es un método por el cual se obtiene la frecuencia de un acontecimiento determinado mediante la realización de experimentos aleatorios, de los que se conocen todos los resultados posibles, bajo condiciones suficientemente estables. La teoría de la probabilidad se usa extensamente en áreas como la estadística, la física, la matemática, las ciencias y la filosofía. La definición de esta, surge debido al deseo del ser humano por conocer con certeza los eventos que sucederán en el futuro.

-A que no es interesante, susurra Norris. ( Estudiante nuevo es la 8° vez que intenta iniciar una conversación con Lucas Jouvet)

-Otra vez este tipo…, me tiene cansado con las tonterías que dice, es que uno ya no puede estar tranquilo en clases, es nuevo y ni siquiera es mi amigo porque tengo que soportarlo. (Lucas Jouvet, remedo de genio)

– Lo entiendo Lucas, pero es nuevo y tiene que socializar con alguien, vendría bien que se haga un amigo, y más aún te vendría mejor a ti que no tienes ninguno, – pero profesor, – no hay nada mas que decir, ahora ve a casa.

Clement Norris y Lucas Jouvet, no se llevaron para nada desde el día en que se conocieron, el primero un tonto hablador, rechazado de muchas escuelas y el segundo un antipático, pseudo intelectual, aunque claro esto último solo se lo creía el, Norris no paraba de decir tonterías, desde el día en que llego, y pues claro al ser el nuevo sin amigos, lo juntaron con “el” sin amigos de siempre, quizá en un intento de salvar sus patéticas vidas, no se odiaban, solo no soportaban estar cerca, uno amaba el silencio, y el otro rompía esquemas, paso mucho tiempo para que Norris lograra que Lucas le preste atención alguna, entre tonterías, bromas pesadas , frases estúpidas y sobre todo información sin sentido, como la función matemática para calcular cuanto café se te podía derramar al dar vueltas, era la papelera de reciclaje en persona, pero un día, aunque parezca increíble y poco creíble, para los demás con la reputación de tonto que se había ganado hablo sobre algo que a Lucas le parecía muy interesante, las probabilidades, fue un martes justo después de la clase de matemáticas que acababan de terminar y en donde justo ese dia se había tocado ese tema, Norris dijo sabes cuál es la probabilidad de lo improbable, Lucas giro automáticamente, esas palabras le habían llamado la atención, Norris con una sonrisa enorme en el rostro, supo que por fin había llamado su atención, sin nada más que esperar prosiguió, sabes: “Porque la evolución se realiza aprovechando condiciones –no constantes, sino transitorias. Precisamente, el ser esto posible constituye la oportunidad de construir un orden improbable en el curso del tiempo… Así, la evolución significa, antes que nada, una ampliación del número de presupuestos sobre los que se puede apoyar un cierto orden”, así mismo las probabilidades se pueden predecir de manera más exacta a medida que evolucionamos y este hecho parece no detenerse, evolucionamos, mejoramos nuestras habilidades para con el medio, es el principio de entropía, por ejemplo si se ponen en contacto dos trozos de metal con distinta temperatura, se anticipa que finalmente el trozo caliente se enfriará, y el trozo frío se calentará, finalizando en equilibrio térmico. El proceso inverso, el calentamiento del trozo caliente y el enfriamiento del trozo frío es muy improbable que se presente, a pesar de conservar la energía, así es como funciona la naturaleza amigo mío, esta tiende a equilibrar todo y con el tiempo lo hace mejor.

Lucas había quedado completamente sorprendido tenía la boca y los ojos abiertos, no podía creer lo que acababa de escuchar, su cabello liso estaba a punto de ponerse en puntillas, no podía creer lo que acababa de escuchar, no había entendido, ni una sola palabra que Norris le había dicho, y también se sentía herido, era la primera persona, al menos de su edad que le decía algo asi, y se suponía que él era el genio, sin embargo esta sensación no duro mucho, quizá por el hecho de lo simpático que era su nuevo amigo, o quizá fue la respuesta de Norris frente a su questionamiento lo que lo calmo,- hey, ¿Cómo es que sabes todo eso?,

-Pues, televisión, dijo Norris con una pequeña sonrisa en el rostro.

-Entiendes todo lo que acabas de decir, replico Lucas

-Pues la verdad no, solo tiendo a memorizar todo lo que escucho y veo.

Pues ahí estaba la razón, esta respuesta regenero su ya malherido ego, sintiendo un gran alivio, Lucas entendía el por qué su nuevo amigo decía tantas tonterías, el sacaba toda la información de la televisión, pero después de todo, por fin había dicho algo interesante, cuéntame más cosas dijo Lucas, dejando pasar por alto la memoria prodigiosa de Norris, y bueno al parecer este tampoco le había prestado mucha atención a ello.

Ese día se fueron juntos a sus casas, vivían muy cerca el uno del otro, Norris estaba muy feliz, había logrado vencer la antipatía de alguien, por fin después de tantas escuelas tenía una especie de amigo, y Lucas se sentía igual, había dado una oportunidad a un extraño, y quizá a partir desde ese momento tendría un amigo con el que hablar de cosas que nadie más entendía. Y así pasaron meses de largas conversaciones, sobre la existencia misma, el universo, el aprender, el valor de una familia, de ciencia, de deportes, de música, de todo, siempre a la salida y de camino a casa, se había convertido en una especie de ritual.

Paris, Francia de septiembre del 2005

-Si un árbol cae y no hay nadie cerca que lo pueda escuchar, entonces ¿su caída produjo sonido?, que dices, Lucas

-Hmmm, eso es fácil lo he escuchado muchas veces, pues claro que si, si produce sonido.

-Pues no! Dijo Norris entusiasmado, ese día ganaría otra vez, hace semanas que no lo hacía, sus conversaciones se había convertido en una especie de competencia, donde al final del dia o había un ganador o el tema quedaba a debatir el día siguiente, Clement prosiguió, esa caída solo produjo ondas, que solo seres vivos con el sentido del oído podemos percibir, es así que si el árbol cae estando nosotros cerca, nuestro cerebro interpretara estas ondas como sonido, pero que hay de aquellos seres que no pueden oír, o un humano que es sordo de nacimiento, como interpretaría estas ondas, como podríamos explicar algo como el sonido a nadie que nunca ha oído, si un árbol cae y nadie lo escucha pues este no suena.

Pues vaya que fue interesante, Lucas ya estaba acostumbrado a esto, asi que su cara ya no se caia cada vez que Norris decía algo interesante, habían descubierto que conversando aprendían mas de lo que podrían aprender en el colegio, no se juntaban con nadie más y la gente se alejaba de ellos, los tildaban de raros, ya que no les interesaba lo mismo que propios los niños de esa edad, y a ellos eso les encantaba, pues si eran raros, y no cambiarían eso por nada, especialmente a Lucas este término le hacía sentirse especial, desde que recuerda siempre pensaba que su vida valía más que la del resto, que era una especie de elegido con un propósito definido, entonces vivía y trataba a los demás de acorde a eso. Fue un sábado por la mañana, cuando Lucas quedo atrapado con las probabilidades, le habían interesado mucho desde la vez que Norris le había hablado sobre estas, sus padres salían a trabajar temprano ese día y al ser sábado, él dormía hasta tarde, se levantó a las 10 a.m y sus padres hace ya 3 horas que se habían ido, prendió su vieja televisión, su familia era de clase media y en el lugar en el que vivía no había más de tres canales, veía poca televisión pero ese día no había nada más que hacer, ni bien la prendió, quizá premeditado por alguien más, daba precisamente un programa de probabilidades, y el canal no estaba borroso, cosa que era común por la zona en la que vivía, la televisión presentaba a un niño con el síndrome de savant que era experto en predecir cualquier cosa, ponían ejemplos extremos que hasta podría predecir que era lo que podía pasar, basado en ciertas acciones, la gente es tan simple de predecir pensaba Lucas, como si alguien al poner ciertas variables en la vida de una persona podría prácticamente manejar a una persona, la idea lo inquietaba, pero también le llamaba la atención y mucho, entonces pensaba, podía predecir la hora de llegada de sus padres o al menos un aproximado, con la información y el historial que tenía, si ambos o uno de ellos demoraba simplemente con verlos podría saber porque llegaron tarde, y así empezó a practicar en ello, lo intentaba con cualquier cosa , con cada paso, que es lo que podría pasar con cada acción que realizara y así paso el fin de semana observando todo lo que podría pasar, sin embargo no fue tan fácil como él pensó, cada variable podía cambiar las cosas, principalmente las cosas que se olvidaban de hacer, eso cambiaba todo el panorama e incluso al ser resueltas estas ya habían cambiado todo, entonces también debía predecir las cosas que las personas podrían olvidar, con todo esto en su cabeza quedo un poco desilusionado de lo difícil que seria, pero era joven y tenía todo el tiempo del mundo para practicar, así que debía continuar, pero ya no ese dia, era muy tarde y al día siguiente había colegio, y estaba seguro que ganaría la conversación de mañana con todo lo que había aprendido, y así al mismo tiempo practicar sus ideas en su nuevo amigo

No comments yet.

Leave a Comment