Facebook Twitter RSS Reset

¿Aveces te tiembla el parpadó? Pasa que te explico Lince


¿Aveces te tiembla el parpadó? Pasa que te explico Lince

A veces, uno de nuestros párpados empieza a moverse espasmódicamente, como si intentara guiñar un ojo a todo aquel que se ponga al frente o como si temblara de frío.

En cualquier caso, no te preocupes demasiado frente a lo que opinen los demás: aunque sentis el movimiento perfectamente, es difícil que los demás lo noten: no parecerá que estás ligando, ni tampoco que sos un “guiñador”.

Rubén Pascual, oftalmólogo, afirma que estas contracciones involuntarias no son beneficiosas, pero tampoco suponen un peligro ni un daño para el ojo. Aun así, no dejan de incomodar a quienes las padecen.

Cada contracción dura décimas de segundo, y se repiten rápidamente con una frecuencia de 1 a 4 por segundo. Es frecuente que durante temporadas nos ocurra con frecuencia, llegando a durar días o semanas y luego pase tiempo sin que volvamos a tener otro episodio.

La mayoría de las veces las personas no nos notan ese molesto temblor de nuestro párpado y puede que ni siquiera nosotros mismos al mirarnos a un espejo lo podamos ver. Pero si lo percibimos o bien como un leve temblor, latidos o palpitaciones en la piel del párpado. Puede incluso ocasionarnos que nuestra visión se vea alternada debido a que el globo ocular podría temblar y eso nos generaría una imagen distorsionada.

Si sufrís este temblor seguramente estás padeciendo lo que se llama mioquimia palpebral, un espasmo involuntario del párpado que es inofensivo, aunque normalmente está desencadenado con la fatiga, el estrés o el exceso de cafeína. Para solucionarlo basta, pues, con relajarse o echarse una buena siesta.

¿Aveces te tiembla el parpadó? Pasa que te explico Lince

Resumen Lv5: No seas maricon papu, no es nada, no es dañino. Se llama Mioquimia Palpebral, se “cura” descansando.

No comments yet.

Leave a Comment