Facebook Twitter RSS Reset

Así será el nuevo régimen “puerta a puerta” de compras en el

Así será el nuevo régimen “puerta a puerta” de compras en el exterior

Así será el nuevo régimen

La AFIP establecerá un régimen de compras online, quien compre algo en el exterior y se lo haga mandar a su domicilio deberá notificar electrónicamente la recepción de la mercadería.

Comprar una remera en un sitio Web norteamericano, un accesorio para algún electrodoméstico en un comercio alemán o un condimento indio en una página de Internet de gastronomía en el exterior ya no será una tarea titánica.

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) presentará en los próximos días el nuevo régimen para la importación y exportación de mercaderías por parte de correos privados o couriers, que ofrecen el servicio “puerta a puerta”, además de una para el Correo Argentino. Y no sólo se ampliará el número máximo de envíos sino también el tipo de mercaderías que podrán adquirirse.

De acuerdo con el borrador al que accedió La Nación, al igual que en la normativa actual, los envíos no podrán superar nunca los 50 kilogramos ni estar valuados en más de 1000 dólares. Tampoco podrán adquirirse más de tres unidades de la misma especie y, en todos los casos, no podrán ser mercaderías que tengan finalidad comercial.

“Los servicios no podrán superar nunca los 50 kilogramos ni estar valuados en más de 1000 dólares.”

A diferencia del régimen anterior, sin embargo, habrá una mayor cantidad de mercaderías habilitadas, dado que según se desprende del artículo 2° del borrador, los envíos quedarán exceptuados de la previa intervención del Instituto Nacional de Alimentos -con lo cual se pueden ingresar alimentos, cosa que hasta ahora no se podía-; de la tramitación de licencias de importación automáticas -caso de los textiles o juguetes, por ejemplo- y del régimen de “Identificación de Mercaderías” (la estampilla verde que acompaña a los productos importados).

“En el texto nuevo -explicó una fuente al tanto del detalle de la norma- se exceptúa del cumplimiento del estampillado de importación. Antes, un celular no lo podías traer porcourier, tampoco juguetes o textiles. Ahora sí”, ilustró.

Según la fuente, “antes el régimen no servía para mucho”, sólo si la persona o sociedad que compraba algo burlaba los controles. “Muchos productos ingresaban porque nadie los controlaba, pero no se podía. Ahora lo legitiman. Y es razonable porque con el límite de cantidades al año, y de cantidades por unidad, no te podés montar un negocio”, explicó.

No comments yet.

Leave a Comment