Facebook Twitter RSS Reset

5 récords inalcanzables del deporte(vídeos e imágenes)

5 récords inalcanzables del deporte(vídeos e imágenes)
La húngara Katinka Hosszu se quedó con la medalla de oro en la prueba de los 200 metros combinados individual.

la nadadora húngara Katinka Hosszu, de 26 años, batió el récord de los 200 metros combinado individual en los campeonatos mundiales de natación que se realizan en la ciudad de Kazan, Rusia, este año.

Su tiempo: 2 minutos, 6 segundos y 12 centésimas. Y fue notable especialmente porque le sacó casi un segundo a la nadadora japonesa Kanako Watanabe, quien llegó en segundo lugar.

Pero además porque era una prueba donde no se esperaba que se batiera la marca en el corto plazo: los 200 metros combinados femeninos habían registrado en el pasado sendos casos de dopaje que habían, por así decirlo, “maldecido” la prueba, en su desespero de las nadadoras por establecerse en la historia.

5 récords inalcanzables del deporte(vídeos e imágenes)
Phelps

Image caption

Michael Phelps es el mayor ganador de medallas de oro en unos Juegos Olímpicos: ocho en Pekín 2008.

Además, su dificultad técnica –mariposa, espalda, pecho y libre cambiando cada 50 metros- le imponían un cierto rótulo de “prueba tabú”. De marca inalcanzable e imposible de romper más allá de los 2 minutos, 6 segundos y 15 centésimas que había establecido la estadounidense Ariana Kukors en 2009.

Y que solo había sido batido un par de ocasiones -legalmente- en los últimos 30 años.

Sin embargo, con un gran desempeño, Hosszu fue capaz de sobreponerse al muro, quedarse con el primer lugar y ubicarse arriba en la lista para ganar el oro olímpico en los próximos Juegos de Río 2016.

1. El salto imposible

5 récords inalcanzables del deporte(vídeos e imágenes)
Mike Powell aterriza y hace historia: 8,95 metros. Un récord que sigue vigente 24 años después.

La noche del 30 de agosto de 1991 fue especial para el atletismo: durante el mundial de Tokio y en un lapso de una hora fue batido dos veces el récord más antiguo de esta disciplina hasta ese momento, los 8,91 metros en salto en largo establecido por Bob Beamon en 1968.

El primero en hacerlo fue Carl Lewis. “El hijo del viento”, como se lo conocía, logró en su intento quebrar la marca con un increíble salto de 8,93 metros.